04 de diciembre de 2021

Cartel de la 19º edición de 'Cultura Portugal'

Cartel de la 19º edición de 'Cultura Portugal'Embajada de Portugal

'Tiempo de Cultura' en la Embajada de Portugal

Almuerzo con el embajador João Mira-Gomes con motivo de la 19ª Muestra de Cultura Portuguesa en España
Si uno entra en el antiguo palacete de los duques de Híjar, sede de la Embajada de Portugal y residencia del embajador, se encuentra casi con la misma sorpresa que un turista novicio en Portugal. Hay una sensación versallesca. Los frisos de querubines, las cortinas, los muebles, las alfombras, las arañas en los techos altos. Todo aquello que podría estar en Francia está también en Portugal, la gran y hermosa desconocida.
Es Tiempo de Cultura (una nueva edición de Cultura Portugal, iniciativa que desde 2003 fomenta los lazos de unión y de intercambio cultural con España), el medio por el que país luso quiere terminar de introducirse en España y en el mundo. La cultura como el «eje central del turismo», en palabras de Carmen Silvestre, la ministra consejera.
Castillo de Lisboa

Castillo de LisboaGTRES

El ambiente es distendido a pesar de una curiosa atmósfera diplomática. Nada malo puede suceder en presencia de don João Mira-Gomes, el embajador («queremos tener más cultura portuguesa en España y más cultura española en Portugal»), tan agradable como el jardinero fiel y tan ilusionado por difundir su cultura como el personaje de John le Carré por cuidar sus plantas.
Desde el Festival de Fado en Madrid, Barcelona y Sevilla hasta el Festival Internacional de Grabado y Arte sobre Papel en Bilbao. Un Hamlet que abandona el reino de Dinamarca y se instala en una empresa internacional. La danza y la creación africana a través de artistas caboverdianos, portugueses y mozambiqueños; coreografías enhebradas por la língua portuguesa en todo el mundo. El idioma que de los 8.000 alumnos registrados en España en 2010 ha alcanzado los 53.000 en 2021, según cuenta Filipa Soares, agregada de Educación.

«El gran boom»

La consejera de Cultura, Patricia Severino, recuerda el portuñol, la mezcla del español y el portugués en las zonas fronterizas, y a José Saramago, cuyo centenario en 2022 se espera que sirva para acercar más la cultura lusa y la española. Los actos del centenario del nacimiento, que acaba de arrancar, incluirán lecturas, debates, coloquios, conciertos y exposiciones, que recorrerán España y Portugal en un compendio de cultura desprendida de la obra de Saramago. El preludio del 2022 estará centrado «en el libro y la literatura, donde también destacará la figura de la gran escritora Agustina Bessa-Luís», anuncia Severino.
Un breve recorrido testimonial, evocador por las tabernas de Lisboa o el café Martinho de Arcada, donde paraba Pessoa, casi recitado con olores y sabores y maneras de anfitriona por María de Lurdes Vale, agregada de Turismo, quien afirma que los años que pasaron de 2009 a 2015 «cambiaron la percepción de Portugal».
«Luego de 2015 a 2019 se produjo el gran boom, la calidad, el charme, la elegancia, hasta convertirse en un país al que ir antes que a Francia». Porque no estábamos en Francia sino en Portugal y en España, aunque en algún momento muy lejano pareció Francia. Un retrato del rey Sebastián al salir lo indicaba, por si acaso, y solo era ya una vieja apreciación Intramuros, la revista de biografías, autobiografías y memorias que este año se dedica, por supuesto, a Portugal.

Más de Cultura

tracking