09 de diciembre de 2022

Anatoli Glaz, portavoz de la diplomacia bielorrusa

Anatoli Glaz, portavoz de la diplomacia bielorrusaBelta

El régimen bielorruso dice que Alfred Nobel «se está revolviendo en su tumba» tras premio a Bialiatski

Ales Bialiatski, director del grupo bielorruso de derechos humanos Viasna y encarcelado desde 2021, ganó el Premio Nobel de la Paz 2022

Bielorrusia fustigó este viernes la concesión del Premio Nobel de la Paz al defensor de los derechos humanos bielorruso encarcelado Ales Bialiatski, galardonado junto con dos oenegés defensoras de los derechos humanos de Rusia y Ucrania.
«En los últimos años, las decisiones -y hablamos del Premio de la Paz- están tan politizadas que Alfred Nobel (fundador de los premios homónimos) se está revolviendo en su tumba», reaccionó en Twitter el portavoz de la diplomacia bielorrusa, Anatoli Glaz.
Bialiatski, director del grupo bielorruso de derechos humanos Viasna («primavera») y encarcelado desde el año pasado, ganó el Premio Nobel de la Paz 2022 dos años después de las históricas manifestaciones opositoras en Bielorrusia, seguidas de una implacable represión en esta ex república soviética.
Con una elección altamente simbólica a favor de la «coexistencia pacífica», el premio Nobel de la Paz distinguió este viernes a un trío de representantes de la sociedad civil de Ucrania, Rusia y Bielorrusia, tres de los principales actores del conflicto ucraniano.
«El comité Nobel noruego desea honrar a tres destacados estandartes de los derechos humanos, de la democracia y de la coexistencia pacífica en los tres países vecinos que son Bielorrusia, Rusia y Ucrania», declaró su presidenta, Berit Reiss-Andersen.
Sin embargo, los cinco miembros del comité Nobel evitaron criticar directamente al presidente ruso, Vladimir Putin, que inició la invasión de Ucrania el pasado 24 de febrero y este mismo viernes celebra su cumpleaños número 70.
«Este premio no va dirigido contra Vladimir Putin, ni por su cumpleaños ni en ningún otro sentido, excepto por el hecho de que su gobierno, como el gobierno de Bielorrusia, representa un gobierno autoritario que reprime a los activistas por los Derechos Humanos», declaró Reiss-Andersen.
Comentarios
tracking