Fundado en 1910

15 de abril de 2024

Un agente y un coche patrulla de la Policía Nacional

Un agente y un coche patrulla de la Policía NacionalPolicía Nacional

Cataluña

Detenida una pareja que elaboraba medicamentos desde un laboratorio clandestino en Gavà

Habría vendido más de 6.600 dosis de medicamentos ilegales por internet

La Policía Nacional ha detenido en Barcelona y Gavà a una pareja que fabricaba y distribuía medicamentos ilegales a nivel mundial. Habrían vendido más de 6.600 dosis a través de internet. Ofrecían productos para la mejora del rendimiento intelectual, antienvejecimiento, tratamientos para la caída del cabello, quemagrasas, para el tratamiento de lesiones o incluso suplementos vitamínicos.
El producto estrella que ofertaban en la web era un medicamento que tenía como principio activo la dutasterida, indicado para el tratamiento de la próstata, pero que ellos vendían como un anticaída capilar. La investigación empezó por una información facilitada por la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (FDA) a la Unidad Central de Ciberdelincuencia sobre la existencia de ventas en la red que estaban siendo gestionadas desde España de medicamentos ilegales.
A partir de ahí detectaron tres páginas webs desde las que los responsables ofrecían centenares de medicamentos, muchos de ellos no autorizados en España y, otros que, a pesar de estar autorizados, solo se podrían suministrar con receta médica.
Y las investigaciones llevaron hasta la pareja detenida y hasta un domicilio situado en Gavà (Barcelona) que era un laboratorio artesanal. Contaba con una centrifugadora, una cabina de flujo laminar y otros materiales para la elaboración y preparación de los medicamentos. Además, los agentes intervinieron dispositivos electrónicos, y 6.616 dosis de medicamentos, maquinaria e instrumental de laboratorio.
Los investigadores también constataron que los detenidos contaban con mercados emergentes en países como México, donde se llegó a detectar el envío de 120 kilos de viales por los que facturaron unos 72.000 dólares. A la pareja se le imputan delitos relacionados con la salud pública.
Comentarios
tracking