Imagen de uso práctico de la aplicación Themis, contratada por la Generalitat Valenciana.

Imagen de uso práctico de la aplicación Themis, contratada por la Generalitat ValencianaTHEMIS

Comunidad Valenciana  La última ocurrencia del tripartito valenciano: una aplicación para cambiar textos a lenguaje inclusivo

La Consejería de Igualdad, en manos de Compromís, pretende generalizar su uso en los casi 300.000 empleados públicos que tiene la Generalitat

El proyecto ideológico del tripartito valenciano sigue adelante e, incluso, se acelera según se acercan unas elecciones que podrían poner fin a la coalición formada por el PSPV-PSOE, Compromís y Unides Podem.
Consciente de ello, el Ejecutivo autonómico ha de poner en marcha todas las iniciativas necesarias con tal de que un hipotético cambio de color político no dé al traste con la hoja de ruta prevista.
Una de las bases de esa estrategia es el feminismo en general y el lenguaje inclusivo en particular. Para apuntalarla, la Consejería de Igualdad –actualmente a cargo de Aitana Mas y antes de Mónica Oltra– ha adquirido una aplicación informática para que los funcionarios de todos los departamentos puedan elaborar documentos respetando los cánones del lenguaje no sexista.
Themis, que así se llama la herramienta, actúa a modo de corrector, filtrando todos aquellos textos administrativos que se redacten y detectando mejores acepciones o formas para los términos que se consideren no inclusivos.

«Cualquier persona», en vez de «todos»

En la propia página web de Themis se define la aplicación como un «software de inteligencia artificial para evitar la discriminación de género en los textos». Una vez advertidas esas palabras, el programa sugiere al usuario «alternativas» para que elija las expresiones «que mejor se adapten» a sus necesidades. Todo ello, se afirma en el portal web, acabará «repercutiendo positivamente en tu compañía y en la sociedad».
En su sitio online, se pueden ver varios casos prácticos de uso. Por ejemplo, ante la expresión «todos», Themis sugiere cambiarlo por «cualquier persona». Lo mismo sucede con «profesores», que en lenguaje inclusivo su equivalente sería «el claustro».
El encargado de presentar la adquisición de la aplicación ha sido el secretario autonómico de Igualdad, Rubén Sancho, que ha asegurado que el lenguaje «demasiadas veces manifiesta y reproduce» algunos «sexismos y exclusiones sociales».
Para justificar la iniciativa, el número dos de Mas en la Consejería ha indicado que esos comportamientos no solo se dan en la administración pública, sino también «en la vida diaria de muchas personas». Así, ha considerado que esta clase de herramientas contribuye a fomentar un tipo de lenguaje respetuoso «con la igualdad de género y la diversidad en nuestro entorno».
En este sentido, Sancho se ha felicitado por la acogida que Themis ya habría tenido «entre las y los profesionales de la administración de la Generalitat» y ha afirmado que les está sirviendo «de enorme ayuda».
En cuanto al precio, el secretario autonómico no ha especificado el coste que ha supuesto o va a suponer para las arcas públicas. De nuevo en referencia a información de la página web de Themis, el paquete 'Business' con 60 licencias en dos idiomas –castellano y valenciano– tiene un precio de 6.766,43 euros con el IVA incluido.
Si bien es cierto que la empresa da la opción de solicitar presupuesto personalizado, la Generalitat Valenciana ronda los 300.000 empleados públicos. De ellos, según datos de la Consejería, a fecha 7 de enero «cerca de cuatro mil trabajadoras y trabajadores» de la administración regional se habían descargado la nueva versión de la aplicación.

Guías también en ayuntamientos

Esta clase de iniciativas no se limitan al ámbito de actuación del tripartito autonómico, sino que también se dan en los ayuntamientos. El último en sumarse ha sido el del municipio valenciano de Ribarroja de Turia.
También, a través de su concejalía de Igualdad, ha creado una guía para el uso del lenguaje inclusivo y no sexista entre los trabajadores del Consistorio. Conformada a partir de documentación aportada por todos los departamentos del Ayuntamiento, se recogen numerosos ejemplos de ordenanzas y casos que, a juicio de Igualdad, ayudarán a los empleados a poner en práctica un lenguaje más igualitario.
Aunque sea para utilizarlo entre los funcionarios, el objetivo de la Concejalía es que también estos lo usen a la hora de atender a los ciudadanos en sus consultas telefónicas, telemáticas o personales.
La guía está disponible desde el pasado 19 de diciembre y, según la edil de Igualdad y Políticas Inclusivas de Ribarroja, Lola Verdaguer, la Administración tiene que «consolidar y naturalizar un discurso oficial explícitamente inclusivo que represente a todas las personas de esta sociedad, sin excepciones».

Temas

Comentarios
tracking