Un coche cubierto de nieve y una máquina quitanieves en la carretera de acceso al Puerto de Navacerrada

Un coche cubierto de nieve y una máquina quitanieves en la carretera de acceso al Puerto de NavacerradaEuropa Press

Cómo subir a la sierra de Madrid sin coche y problemas de aparcamiento

La primera nevada del año ya ha caído sobre la región y los madrileños acudirán en masa a disfrutar

La estación de Navacerrada abrirá sus puertas este sábado. Como ella, la de Valdesquí, la sierra madrileña se ha vestido de blanco tras las primeras nevadas del año. Son cientos los madrileños que suben a este punto de la región para disfrutar de este manto blanco y pasar el día, de lo que no hay ninguna duda es de los problemas que ocasiona llegar a Guadarrama con el coche y tener que dejarlo aparcado en un lugar apropiado. Por ello, El Debate os recomienda algunas alternativas.
En el intercambiador de Plaza Castilla se puede coger tres autobuses: el 191 Madrid-Buitrago del Lozoya, el 194 Madrid-Rascafría y el 197 Madrid-Torrelaguna.
En Cercanías también se puede subir. Estas líneas son la C10 Villalba, la C8a El Escorial/ Santa María Alameda Peguerinos, la C8 Cercedilla y la C9 Cotos.
Otra opción es en taxi a demanda, ya que no tendremos que aparcar ni mover nuestro coche. Los municipios de la sierra de Madrid son: Buitrago del Lozoya, Cabanillas de la Sierra, El Berrueco, Gascones, Horcajo de la Sierra-Aoslos, La Cabrera, Somosierra, Torrelaguna y Venturada
Los aparcamiento se saturan a primera hora de la mañana

Los aparcamiento se saturan a primera hora de la mañana

¿Por qué ha abierto Navacerrada?

Este enclave de la región resiste ante la muerte anunciada por parte del Gobierno de Pedro Sánchez. Se cumplen dos años desde que el ministerio de Transición Ecológica quiso inhabilitar tres pistas de la estación tras caducar la concesión de 25 años que firmaron tanto el Ejecutivo central como el regional.
El Gobierno de Sánchez quiere evitar que se usen las pistas segovianas de Telégrafo, Bosque y Escaparate, ubicadas en un entorno natural como es Guadarrama. Ante el cierre, el Ejecutivo central no planteó ninguna solución, en cambio la Comunidad de Madrid prevé ampliar su parque regional.
La situación actual es de plena incertidumbre ya que falta una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) que acredite de quién es competencia la estación de Navacerrada. Hasta que el TS dicte su veredicto, todo seguirá como antes de la polémica.
Una de las claves de este enfrentamiento es que la disputa enfrenta al Gobierno de Castilla y León, gobernado por el PP, junto con el Ejecutivo madrileño y cerrudo –también dirigidos por los populares– contra el ministerio de Transición Ecológica, de Teresa Ribera. Si estos enclaves estuviesen dirigidos por el PSOE, la estación hubiese cerrado hace tiempo.
El consejero de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid, Carlos Novillo, ha subrayado que la estación de Navacerrada fue «la cuna del esquí prácticamente alpino. Los hermanos Ochoa nos dieron muchas alegrías y nos abrieron a un mundo que los españoles prácticamente no nos habíamos planteado».
En este sentido, ha remarcado que espera que la ministra Teresa Ribera rectifique y permita ampliar el contrato de concesión de la estación de Navacerrada. Lejos de que ceda el Gobierno de Sánchez, los madrileños se podrán poner los esquís hasta que el Tribunal se pronuncie.
Comentarios
tracking