Fundado en 1910

27 de febrero de 2024

El secretario general del PSOE andaluz, Juan Espadas, y el presidente de la Junta, Juanma Moreno, en el Parlamento

El secretario general del PSOE andaluz, Juan Espadas, y el presidente de la Junta, Juanma Moreno, en una foto de archivoEFE

Andalucía

El PSOE andaluz pone en la boca de Moreno el caramelo envenenado de las competencias

Los socialistas incitan al presidente andaluz a reclamar al Gobierno el «techo competencial» de Andalucía para blanquear las cesiones a Cataluña

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, presume de la buena gestión de su Gobierno siempre que puede. Ejemplo de ello fueron algunas de sus intervenciones en el reciente Debate sobre el estado de la Comunidad, donde reconoció que aún hay margen de mejora en Andalucía, sobre todo en lo que respecta a la sanidad, pero sacó pecho sobre todo por los datos económicos.
El PSOE andaluz, así como el resto de los grupos de la oposición, rebajó el triunfalismo que por momentos derrochaba el presidente andaluz, que también recriminó a los socialistas su apoyo incondicional a Pedro Sánchez y a sus pactos con el separatismo catalán por el agravio que puede suponer su materialización para Andalucía y el resto de España, especialmente en términos de igualdad ante la ley y en financiación.
Los acuerdos de Sánchez con Esquerra Republicana (ERC) y Junts contemplan la famosa ley de amnistía, pero también una financiación especial para Cataluña –por supuesto, con una negociación bilateral, al margen del resto de las comunidades autónomas–, la cesión del 100 % de los impuestos y la condonación de 15.000 millones de deuda a la Generalidad, entre otras concesiones.
El PSOE pretende hacer extensible la quita de la deuda a todas las comunidades autonómicas, también las gobernadas por el PP, como Andalucía, para silenciar las críticas en este sentido, e impulsar una reforma del modelo de financiación autonómica, propósito de su nuevo portavoz en el Senado, Juan Espadas, el secretario general del PSOE andaluz, y caballo de batalla político de Juanma Moreno.
Moreno rechaza, por el momento, cualquier quita de deuda a Andalucía que no venga avalada por un pacto autonómico en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, donde también se abre a negociar con el Gobierno –y el resto de las comunidades– un nuevo modelo de financiación autonómico. Pero no le hace ascos al caramelo envenenado que el PSOE andaluz le ha puesto en la boca.
El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, durante el Debate sobre el estado de la Comunidad

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, durante el Debate sobre el estado de la ComunidadFrancisco J. Olmo | Europa Press

Los trenes de cercanías

El Grupo Popular, con mayoría absoluta en el Parlamento de Andalucía, aprobó 35 propuestas de resolución que presentaron los grupos de la oposición en el Debate sobre el estado de la Comunidad, entre ellas una (de un total de seis) del Grupo Socialista para que el Gobierno de Moreno reclame al Estado el traspaso de las competencias en trenes de cercanías, lo mismo que pactó el PSOE con ERC respecto a la red de Rodalies.
El Gobierno andaluz estaría dispuesto a asumir las competencias en trenes de cercanías si obtiene la misma financiación que Cataluña porque «gestiona bien», aunque se trata de un servicio muy costoso por el precario estado de la red y la falta de inversiones y también infrafinanciado, según un informe de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), que en 2020 planteó precisamente la transferencia de las competencias a las comunidades autónomas.
Los socialistas incitan a Juanma Moreno a reclamar al Gobierno el «techo competencial» de Andalucía, es decir, todas las competencias que contempla el Estatuto de Autonomía, para blanquear las cesiones a Cataluña pactadas por Pedro Sánchez con los partidos separatistas y, de paso, señalar una deficiencia más en la gestión del Gobierno andaluz de cara a las elecciones autonómicas de 2026.
El Grupo Socialista presentó hace un par de meses en el Parlamento de Andalucía una una iniciativa para crear una ponencia en el seno de la Comisión de Desarrollo Estatutario con el objetivo de «profundizar al máximo en la capacidad de autogobierno de la Comunidad Autónoma». El Grupo Popular votó entonces en contra. Los socialistas reclaman ahora a Moreno que «recapacite» para abordar «con rigor» este tema.
Comentarios
tracking