08 de diciembre de 2021

Alumnos de primaria en un colegio público de Murcia

Alumnos de primaria en un colegio públicoEFE

Educación

La imposibilidad de estudiar en castellano en las escuelas públicas de Valencia

En muchos de los centros de Infantil y Primaria «los alumnos son sometidos casi a una inmersión solo en valenciano», denuncian desde Hablamos Español
Libros de texto en valenciano, clases, circulares, reuniones con padres... las escuelas públicas de Infantil y Primaria de la provincia de Valencia son en valenciano, la lengua oficial de la Comunidad Valenciana con el castellano. Pero del español casi no hay ni rastro en ellas. Es tratado casi como un vestigio. En muchos centros sólo se escucha en la clase de Lengua Castellana. Lo demás, valenciano. 
¿Qué está ocurriendo?
«Es una estrategia del Gobierno que busca cambiar la lengua materna de los alumnos en la primera etapa escolar. La escuela es el primer contacto que tienen los niños pequeños con la lengua fuera del ámbito familiar. Si les impones el valenciano la asociarán con el estudio y la cultura. Esa es la intención», explica la presidenta de la asociación Hablamos Español, Gloria Lago
Así, mientras el castellano se erige en Valencia como lengua mayoritaria y dominante por parte de los ciudadanos, desde el Gobierno valenciano no contento con la opción de tener línea en valenciano o línea en castellano a elegir por los centros, eliminó esta opción e impulsó una ley, la llamada Ley del Plurilingüismo, que en su artículo 11, titulado Fomento del valenciano y mejora de la competencia en lenguas extranjeras, indica que el valenciano debe ser la lengua vehicular en las escuelas como mínimo en «el 50% de las asignaturas» no lingüísticas y como máximo en el 60%, según permite la Conselleria de Educación y deciden los Consejos Escolares de cada centro, dejando el 25% restante al inglés y el otro 25% al castellano, en el caso de cumplir el primer porcentaje. 
Artículo 11 de la Ley de Plurilingüismo de la Generalitat Valenciana

Artículo 11 de la Ley de Plurilingüismo de la Generalitat Valenciana

«Pero ni esto se cumple», asegura Lago. «En la mayoría de los casos los colegios de Valencia se mueven en cifras superiores al 60% de materias impartidas en valenciano», expone. Una información que Lago extrae de los datos oficiales recabados por la asociación a raíz de un estudio que publicará en breve y que adelanta a El Debate.
Así, el estudio desvela que de los 425 centros públicos de Primaria e Infantil que hay en toda la provincia «un 80 % imparten el 60 % de sus clases en valenciano y un 68 % de los mismos tienen un horario lectivo en valenciano de más del 65 %», desvela Lago. 
«Es terrible. Intentar que los más pequeños sean sometidos casi a una inmersión solo en valenciano es una aberración desde el punto de vista pedagógico e incluso moral», lamenta. «Nos preocupa mucho porque les están enseñando a leer y a escribir solo en valenciano. De hecho las asignaturas que escogen para impartir en valenciano son las que más texto tienen para leer y escribir, como Ciencias Naturales y Sociales, mientras que al castellano lo relegan a las Matemáticas. Todo el vocabulario nuevo que aprenden, con el que valerse en su día a día y el día de mañana, es en valenciano», concluye.

El modelo experimental

Además, la ley amplia la norma oficial a lo que llaman los programas experimentales anunciados en el artículo 8 de la misma ley, y que, según confirman desde la asociación, «están aplicándose sobre todo en Infantil  y pasan por no dar ninguna hora lectiva en castellano. Todo en valenciano y algún rato en inglés», denuncian.
Artículo 8 de la Ley de Plurilingüismo de la Generalitat

Artículo 8 de la Ley de Plurilingüismo de la Generalitat

Unos programas que plasmados en la ley parecen casos aislados, pero que están convirtiéndose en la norma a aplicar en las tres provincias de la comunidad. «En Valencia, de los 425 centros con Infantil, en 86 de ellos hay un programa experimental con 0 % de horas lectivas en español», comenta Lago. Y la lista sigue. «En Castellón y en Alicante está pasando lo mismo», manifiesta. 
Una situación que lo que está provocando es que los padres que no deseen que sus hijos sean educados única o mayoritariamente en valenciano se vean obligados a pagar centros privados o concertados.
«Consideramos que esta generación sometida a este tipo de programas experimentales son considerados por el Gobierno como víctimas colaterales hasta llegar a lo que ellos quieren: la desaparición del español en la enseñanza como pasa en Cataluña», acusan desde la asociación.

Brecha legal a favor del español

Desde Hablamos Español indican que la Comunidad Valenciana es la comunidad con lengua cooficial de España donde más quejas de padres, profesores y alumnos reciben por esta problemática
No obstante hay dos cuestiones en las que las familias tienen las de ganar: que el colegio les entregue las circulares y documentación varia en español y que les permitan a sus hijos usar el castellano libremente en clase, tanto oralmente como por escrito para trabajos y exámenes, aunque la asignatura se imparta en valenciano. Y es que «la administración puede imponer la lengua al docente pero no al alumno. Son dos cosas que los alumnos están consiguiendo hacer», informa Gloria Lago.
«Con estas dos peticiones que la ley ampara a favor del español le estamos abriendo una grieta enorme a la Generalitat con la que no contaban», manifiesta. 
tracking