28 de mayo de 2022

Hazard trata de superar a González

Hazard trata de superar a GonzálezEFE

Real Madrid 2-2 Elche

El Madrid perdona, pero no se rinde y empata con dos goles en quince minutos

Los blancos se sobreponen a un cero a dos en el minuto 76 y sacan un punto tras un buen partido de los dos equipos con gran efectividad visitante y escaso acierto local, incluido un penalti fallado por Benzema

El once sencillo de la camiseta sencilla y blanquísima de Paco Gento lucía en el centro del Bernabéu apuntando al cielo, como si fuera a salir volando hacía allí en la nave espacial del Adagio de Barber. Los dos primeros pasos de la aceleración de Vinicius son como la polvareda de Super Ratón. Contra esto no puede ni un equipo con confianza y maneras como el Elche. Contra esto no puede nada ni nadie. Tampoco contra Luka Modric marchándose como Forrest Gump por la puerta del estadio. Así, con sus 36 años, como transformándose en palomero. A estas alturas Luka Modric puede transformarse en lo que quiera, libre, libérrimo, como decían los de Muchachada en aquella parodia de Sánchez Dragó.
Fue bonito ver a Hazard buscar un hueco, darse la vuelta como un niño de Harlem bailando en el suelo break dance en los ochenta. Se vio a Tete «Sarah Bernhardt» Morente, el gran intérprete teatral de la Copa, empujar a Casemiro con mala intención para terminar lesionándose él mismo al pisar al brasileño. Benzema hizo de wide receiver al pase de quarterback de Alaba. Sacuden los defensas la cabeza mientras se sucede la jugada, atónitos ante el movimiento del pincel de la bota del maestro.
De esto el Madrid se contagia. Del arte. Lucas Vázquez tenía ese día de potrillo salvaje, y los dos primeros pasos de la arrancada imparable de Vinicius sirvieron el penalti que falló Benzema. Manos a la cabeza y pelillos a la mar. Se veía un partido de gran concentración por ambas partes. Algo que no se ve siempre. Tiene un nosequé Mendy cuando se incorpora al ataque, cuando se interna, una suerte de flirteo, de inspiración enamoradora, y siempre bien posicionado.
No tanto como Alaba y Militao, separados en la defensa del contraataque perfecto de los visitantes que fue el primer gol del partido en el mejor momento para el que lo marca. Mendy, otra vez, se estiró cortante, al estilo del lateral cortante madridista tradicional, el robertocarlismo, el marcelismo. Se marchaba el francés tirando del equipo por todos los lados. Arriba esperaba Benzema, vuelta y vuelta, que retenía; y se movía a un lado y a otro. Disparaba Karim. Quería salvarse el Madrid antes del descanso, pero la falta de Kroos la sacó Badía para cerrar la primera parte.

Un bosque de Sherwood

Sacaba el balón muy separado el Elche, abriendo huecos. El mismo guion. Adentrándose el Madrid en esa posición bien cogida de los de negro. Corrigió el penalti a Hazard De Burgos. Dos toquecitos impunes. Se felicitaba la locución del buen funcionamiento del VAR. Algo alucinante si uno se acuerda el otro día de la roja a Marcelo y de la amarilla a Kroos. Entonces también debió de funcionar bien sin funcionar.
Regulares noticias para el Madrid con la salida de Benzema del campo con sobrecarga. Hubo magia por la izquierda de Vinicius. Le negaron bien el paso, pero porfió. Se salió de la marca con un pase entre los defensas casi haciendo un moonwalker. Se lanzó Mendy hacia la línea de fondo y luego Hazard amagó sin espacio. El Madrid sin empuje, sin ritmo, y el Elche administrando su juego. Era como si el Madrid quisiera empezar de cero, desde el frío. Pisaban el acelerador en parado los blancos. Un ataque estático, un cambio respecto a la primera parte, que se paraba aún más chocando con el bloque central elchista.
Lo intentaban los locales en pequeños espacios, removiendo milímetros por donde meterse la zaga visitante. Todo lo sacaba fuera el bosque levantino. Un bosque de Sherwood donde sonaban falsos fantasmas con Militao fuera de sus dominios dejando un claro bien buscado por el Elche, que marcó el segundo por medio de Milla de buen tiro cruzado, casi solo ante Courtois. Se quedó el Madrid helado, pero no inmóvil. Hubo mano y penalti que marcó Modric. Pesaba el de Karim, pero se lanzó el Madrid.
La banda de Vinicius es una banda callejera y por allí llegaba y llegó el peligro y el empate madridista, el punto que parecía poco al principio y tanto al final tras el remate entre las nubes de Militao.

Ficha técnica:

Real Madrid 2: Courtois; Lucas (Valverde, m. 78), Militao, Alaba, Mendy; Casemiro, Kroos (Rodrygo, m. 64), Modric; Hazard (Isco, m. 78), Vinicius, Benzema (Jovic, m. 58).

Elche 2: Badía; Palacios, Verdú, González, Mojica; Morente, Guti, Gumbau, Milla, Pérez (Ferrández, m. 88), Boyé.

Goles: 0-1: Boyé (m. 42). 0-2: Milla (m. 76). 1-2: Modric (m. 81). 2-2: Militao (m. 92)
Comentarios

Más de La Liga

tracking