Fundado en 1910

02 de marzo de 2024

El precio del barril de crudo Brent llegaba a cotizar en 87,97 dólares

Plataforma petrolífera en el océano.Europa Press

El petróleo continúa su retroceso tras los «insuficientes» recortes de la OPEP+: «Se han quedado sin munición»

El precio del West Texas Intermediate cerró el miércoles por debajo de los 70 dólares por barril por primera vez en cinco meses

El precio del petróleo West Texas Intermediate cerró el miércoles por debajo de los 70 dólares por barril por primera vez en cinco meses. El crudo continúa su seguidilla de caídas tras los anuncios de recortes de producción de la Opep+ que no impresionaron al mercado, y el WTI para entrega en enero perdió 4,06 % a 69,38 dólares.
Desde que la OPEP y sus aliados en la Opep+ anunciaron nuevos recortes, el pasado jueves, el WTI ha caído hasta perder casi 9 %. En tanto, el Brent del mar del Norte para entrega en febrero cedió este miércoles 3,75 % a 74,30 dólares.
Los operadores no se dejaron seducir por la promesa de la Opep+ de reducir en 900.000 barriles diarios su producción entre enero y marzo próximos. «No creo que veamos ninguna otra cosa (medida) de su parte este año», estimó John Kilduff, de Again Capital. «Ya no tienen municiones». «El temor de ver a los sauditas abrir el grifo» para evitar perder partes de mercado «se acentúa», añadió el analista.
En la memoria del mercado está 2014, cuando Arabia Saudita decidió inundar el mercado para contrarrestar la potencia de Estados Unidos y su naciente boom del petróleo de esquisto. El precio del WTI terminó bajando a 26 dólares para inicios de 2016. «Los recortes de producción no son suficientes para compensar las malas previsiones de demanda de China, el mayor importador mundial», consideró José Torres, de Interactive Brokers.
El informe semanal de la Agencia estadounidense de Información sobre Energía (EIA) también arrastró los precios. Las reservas comerciales de crudo bajaron fuertemente la semana pasada en Estados Unidos, según datos de la EIA, una contracción que se debe sobre todo a un ajuste estadístico.
En la semana que terminó el 1º de diciembre, las reservas comerciales cayeron 4,6 millones de barriles (mb), el triple de lo que esperaban los analistas según el consenso reunido por la agencia Bloomberg.
Esta caída se produce luego de seis semanas consecutivas de alzas. «El reporte fue más bien malo», según John Kilduff, quien destacó sobre todo «la débil demanda de gasolina y el alza de stocks» de carburante.
Los volúmenes de gasolina almacenados aumentaron 5,4 millones de barriles, el cuádruple de lo esperado por el mercado.
Comentarios
tracking