08 de febrero de 2023

Javier Guerrero, exconsejero de Sanidad de Ceuta

Javier Guerrero, exconsejero de Sanidad de CeutaEFE

Investigación

La Policía investiga si los 'menas' de Ceuta eran castigados si no denunciaban por tocamientos al exconsejero del PP

Según un trabajador del centro de menores ceutí, los tutelados eran amenazados con agresiones físicas y sin comidas si no acusaban falsamente a Javier Guerrero

El Juzgado de Instrucción número 2 de Ceuta tiene en su poder el testimonio de un trabajador de un centro de menores ceutí que relató ante la Policía Nacional que los menas eran amenazados si no denunciaban a Javier Guerrero, exconsejero de Sanidad de la ciudad autónoma, por tocamientos sexuales que nunca habían tenido lugar. De no ser así, estos menores eran castigados con agresiones físicas y sin comer.
El Debate publica hoy en exclusiva un nuevo fragmento del atestado policial. El pasado 30 de septiembre de 2022, un monitor del centro de menores Piniers de Ceuta acudió a la Policía Nacional para denunciar que varios menores de edad extranjeros tutelados le habían confesado que eran castigados con «tratos vejatorios, con agresiones físicas y amenazas de represalias» si no interponían denuncias falsas contra Guerrero, recientemente detenido por la Guardia Civil acusado de abuso sexual.
Atestado policial (I)

Atestado policial (I)El Debate

El trabajador también comunicó a las autoridades policiales que los menores le comunicaron que si no accedían a inventarse los tocamientos sexuales de Guerrero iban a quedarse sin cenar y se les iba a retirar y revisar su teléfono móvil. Los menas, según figura en el atestado policial que lleva la numeración 16.403/22, recibían estas consignas por parte de Julio Manuel Rodríguez Mateo, director del centro La Esperanza.
Este periódico ha tenido acceso a un segundo atestado con el nº 16.414/22, en el que se incluye la declaración de dos trabajadores más. El pasado 6 de septiembre de 2022, una monitora del centro La Esperanza acudió a las dependencias policiales de la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) para declarar relatar que un mena le había contado que iba a ser trasladado a un centro de la península ibérica (el mayor reclamo de los menores de edad extranjeros tutelados) por haber denunciado falsamente al exconsejero del PP.
Atestado policial (II)

Atestado policial (II)El Debate

En concreto, esta monitora relata que un día que se encontraba en el centro de menores trabajando en el patio un menor de 14 años se le acercó y le dijo que se iba a ir a la península. La monitora le preguntó si había denunciado a Guerrero para que se le concediera el traslado y el menor le respondió que sí. A continuación, le cuestionó el motivo de la denuncia y le preguntó si Guerrero le había hecho algo inapropiado. El menor respondió de manera literal: «No me ha hecho nada. Me han dicho que lo denuncie y me voy a la península».
Por su parte, esta monitora alertó al menor de que al denunciar falsamente estaba cometiendo un delito. Seguidamente, el mena, asustado al tener conocimiento de las consecuencias que podría tener para él inventarse una acusación tan grave contra el exconsejero del PP, hoy en la cárcel acusado de abuso sexual, le dijo que iba a retirar la denuncia. Ese mismo día también declaró ante la Policía un vigilante de seguridad de La Esperanza.
Atestado policial (III)

Atestado policial (III)El Debate

Este tercer trabajador confirma que el médico pasaba consulta en el centro de menores pero que nunca se quedaba sólo con ellos. Al atenderlos siempre estaba acompañado de un vigilante de seguridad y de, al menos, un monitor del centro. También explica que cuando pasaba consulta la puerta siempre se quedaba abierta y tanto él como el empleado de turno eran testigos de las revisiones médicas que pasaba a los menores.
Atestado policial (IV)

Atestado policial (IV)El Debate

El vigilante comunicó a los investigadores que no conoce a ningún menor que haya tenido problemas con Guerrero. También facilitó la identidad de una de las educadoras del centro que le reconoció que estaba habiendo amenazas y promesas a los menores a cambio de denunciar falsamente a Guerrero. Al igual que en otras ocasiones, este trabajador señala a Julio Manuel Rodríguez Mateo, director de La Esperanza, como el inductor de los menas para denunciar falsamente a Guerrero.

La visita de Marlaska

En medio de todo el terremoto que ha generado el caso Guerrero, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha tenido este lunes una reunión en las dependencias ministeriales del Paseo de la Castellana con los máximos responsables de las autoridades policiales en Ceuta.
Por un lado, el comisario David Nogueroles, jefe superior de la Policía Nacional ceutí, y el coronel Gabriel Domínguez, Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil en la ciudad autónoma. Tras la finalización del encuentro, del que no trascendió ningún detalle, la dirección general de Instituciones Penitenciarias, dependiente directamente de Marlaska, informó de que Guerrero iba a abandonar la prisión ceutí en la que se encuentra para ser trasladado a una ubicada en Cádiz.
Reunión de Marlaska y su número dos con los jefes policiales de Ceuta

Reunión de Marlaska y su número dos con los jefes policiales de CeutaMinisterio del Interior

El encuentro organizado por Marlaska coincide con el hallazgo por parte de los investigadores de una grabación oculta a Juan Vivas, presidente de Ceuta, en el teléfono móvil de Guerrero. Los agentes policiales intervinieron todos los aparatos electrónicos del exconsejero del PP en el momento de la detención en su vivienda. Este hecho tiene como objetivo estudiar todos los archivos y elementos que haya en su interior por si pudiera haber algún tipo de material delictivo.
Comentarios
tracking