Fundado en 1910

28 de febrero de 2024

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, durante su intervención este miércoles en el foro empresarial organizado por la Cámara de Comercio de España en Estados Unidos

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el foro empresarial de la Cámara de Comercio de España en Estados UnidosEFE

Sánchez critica que se juzgase a Puigdemont e insinúa que dará la amnistía

El presidente del Gobierno ha incidido en que estaba «diciendo mucho» tras asegurar que va a «ser coherente con la política de normalización y estabilización en Cataluña»

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha decidido no contestar de manera clara si su partido incluyó –tal y como ha recalcado el líder de ERC, Oriol Junqueras– la amnistía en el acuerdo de elección de la Mesa del Congreso, tras el que salió elegida presidenta de la Cámara la socialista Francina Armengol. Así pues, Sánchez se ha limitado a apuntar que «no voy a entrar en este tipo de cuestiones. No es mi tiempo».
Preguntado acerca de que si Junqueras miente, el también secretario general del PSOE ha dicho que al que le toca negociar es al presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo: «el líder del PP, por tierra mar y aire, instó al Jefe del Estado a ser candidato a la investidura. Y el PP continúa donde empezó: en el aislamiento. Lo que estoy haciendo es un ejercicio de respeto institucional, democrático, a la decisión que tomó el señor Feijóo para la investidura».
Además, Sánchez ha indicado que «si soy elegido y designado por el Jefe del Estado», explicará «su programa» sobre los posibles pactos con sus socios. «Parece que el PP no asume el resultado electoral del 23-J», ha agregado.

Secesionismo catalán

Respecto a su postura con el independentismo catalán, Sánchez ha reiterado –como en otras ocasiones– que su Ejecutivo ha cosechado «avances en derechos sociales y en la convivencia», y que va «a ser coherente con la política de normalización y estabilización en Cataluña». «Estoy diciendo mucho», ha agregado justo después en lo que puede interpretarse como un guiño a los secesionistas en relación con la amnistía y un futuro acuerdo de gobierno.
El líder de los socialistas ha asegurado que «Cataluña está mucho mejor que en 2017, que tenía un Parlament que se saltaba la Constitución Española». «Aquellos que fueron incapaces, que estuvieron impotentes con esa crisis institucional, hoy me acusan a mí», ha apuntado para reprobar al PP.
Sobre los 'populares' también ha afirmado que «me parece sorprendente que una líder del PP (Isabel Díaz Ayuso) antes de la investidura de Feijóo ya esté pidiendo elecciones generales. Ni los propios del PP se están tomando en serio esta investidura fake del señor Feijóo». «Creo que hay que armarse de paciencia», ha incidido.
Además, tras ser interpelado por su postura respecto al líder de Junts y huido de la justicia, Carles Puigdemont, el presidente del Ejecutivo ha respondido con evasivas; como que «hemos respetado siempre el trabajo y el labor de la justicia», o que «una crisis política no debería resolverla la justicia». «Lo que hemos hechos estos años con enorme esfuerzo ha sido tratar de devolver a la política lo que nunca tuvo que irse de la política», ha zanjado.
Comentarios
tracking