Fundado en 1910

22 de febrero de 2024

Dani Alves militó entre 2008 y 2016 en la época dorada del Barcelona con Pep Guardiola

Dani Alves militó entre 2008 y 2016 en la época dorada del Barcelona con Pep Guardiola

La defensa de Dani Alves señala que la joven que le denunció ha dado versiones contradictorias

En el informe de 200 páginas que ahora estudiará la Audiencia Provincial de Barcelona, los abogados de la defensa sostienen que la joven, en contra de lo publicado, no tiene una versión monolítica y única

Hay un video desgarrador de poco después de que la joven de 23 años años salga de la discoteca Sutton. Un agente de los Mossos activó sin querer su cámara de seguridad y grabó a chica a las puertas de la discoteca diciendo: «Nadie me creerá porque verán que entré voluntariamente en el baño». En esa grabación se le ve llorar desconsolada y contar a los agentes que ella accedió de forma voluntaria al baño, que allí Dani Alves y ella intercambiaron algunos besos con consentimiento, pero que cuando ella quiso irse, el cerró la puerta con pestillo, le dijo: «Eres mi putita», le pegó varias veces y finalmente le agredió sexualmente.
La defensa de Dani Alves, en el informe con el que no ha logrado convencer a la jueza para sacarle de prisión, asegura que la joven se contradice en aspectos a los que la magistrada, sin embargo, les da credibilidad. Según ellos, el video grabado por uno de los agentes de los Mossos choca con lo que la joven le contó pocos días después a la juez instructora: «Yo en este momento no sabía quién era Dani Alves, no caí que pudiera ser él, hasta que el momento que recuerdo en el que él me volvió a decir que nos fuéramos. Yo dije que no. Hasta que hablé con mi prima así en este mismo momento y le dije: «No sé qué quiere».
«Entonces recuerdo que él se apartó y me hizo un gesto como que yo fuera hacia él. Me colapsé estaba bloqueada, no entendía qué estaba pasando y allí empecé a tener muchísimo miedo. Me empezaron miedos, preguntas, no sé, no sé porque, sin que pasara nada ya empecé a ponerme nerviosa. Y pensé: «¿Y si me pone algo en la bebida? ¿Y si le hace algo a mi amiga? ¿Y si su amigo (Bruno) se lleva a mi amiga al otro baño? ¿Y si al salir, si me voy ahora mismo de aquí con mis amigas y al salir nos cogen o algo?». Pensé de todo en muy poco rato. Hasta que a final de todo pensé: «No importa, habla con él a ver que quiere, y no pensé nada más». Fui hacia allí a hablar con él y bueno resulta que… (…). Recuerdo que acudí (al baño) porque me sentía muy intimidada, muy acosada, muy tengo que ir».
Según la defensa de Dani Alves: «Este relato de miedo y pavor no casa en absoluto con lo que se aprecia en las imágenes del momento previo en la mesa VIP. Donde ya se ha evidenciado que hubo galanteo sexual, bailaron juntos, rozándose, ella le busca, sin que se aprecie este escenario de terror que luego la joven describe ante la juez. El material audiovisual es muy claro».
En el informe de 200 páginas también se incide en el detalle de los besos. Según los Mossos ella reconoce haberse besado con Dani Alves en el baño. Sin embargo, la defensa asegura que ante la juez declaró lo contrario:
Jueza: ¿Se dieron besos, alguna cosa?
Denunciante: No, en ningún momento nos besamos…
Ninguno de estos argumentos ha convencido a la magistrada que lleva el caso que fue tajante en el auto en el que corroboró la prisión provisional para Dani Alves. En el auto asegura: «La declaración de la víctima en sede judicial fue clara, firme contundente y verosímil, coherente y persistente, sin que se apreciara ningún ánimo espureo en la misma. Lo hizo el mismo día que pasaron los hechos, ante policía y ante los responsables del Sutton donde ocurrieron los mismos. Frente a ello tenemos las variadas y diferentes versiones que ha dado el Sr. Alves, para explicar los hechos».
Comentarios
tracking