Fundado en 1910

20 de mayo de 2024

hugo de los reyes

EFE

Hugo de los Reyes Chávez (1933-2024)

Beneficiario de la tiranía de su hijo

De carácter débil, su carrera política se disparó a partir de 1998, año fundacional del chavismo, cuando fue elegido gobernador del Estado de Barinas

hugo de los reyes icono
Nació el 6 de enero de 1933 en Barinas, capital del Estado homónimo, y falleció en la misma ciudad el 9 de abril de 2024

Hugo de los Reyes Chávez

Político y maestro

Maestro de escuela, fue director regional de Educación en Barinas desde 1979 a 1984 y militó en el partido socialdemócrata Acción Democrática y en el democristiano Copei. Cuando su hijo se convirtió en presidente de Venezuela, adhirió sucesivamente a sus partidos: el Movimiento V República hasta 2007 y el Partido Socialista Unido de Venezuela desde ese año hasta su muerte. Fue gobernador de Barinas entre 1998 y 2008.

En 1998, de forma simultánea a la primera elección de su hijo y homónimo a la presidencia de Venezuela, Hugo de los Reyes Chávez fue proclamado vencedor de los comicios a gobernador del Estado de Barinas, situado en los Llanos occidentales de la extensa geografía venezolana. Más allá de su cercano parentesco con el nuevo mandamás del país, los méritos políticos de Hugo de los Reyes Chávez, maestro de escuela, eran más bien magro, siendo el punto culminante de su trayectoria profesional el cargo de director regional de Educación en Barinas a finales de los setenta, cuando el poder en Venezuela era cosa de dos partidos, el socialdemócrata Acción Democrática y el democristiano Copei.
Un sistema de poder que su hijo se empeñó en llevarse por delante –lo logró con creces–, pero en el que su padre estaba perfectamente integrado: baste decir que militó sin reparos en ambas formaciones, según sus intereses del momento. Como dato curioso, Enrique Krauze señala en «El poder y el delirio», el ensayo biográfico y analítico que dedico a Hugo Chávez, que la época en que su padre disfrutaba plenamente del binomio Acción Democrática-Copei coincide con el inicio de las relaciones de su hijo, joven oficial del Ejército, con grupos revolucionarios. «El subteniente Hugo Chávez», escribe Krauze, «busca acelerar las 'condiciones' y entabla contactos con los grupos civiles radicales de Causa R que, para su desencanto, le hicieron ver que 'esta guerra es de años'».
Así fue: cuando, tres lustros después, las citadas 'condiciones' se dieron –primero por la vía democrática–, el padre dio, sin contemplaciones ni remordimientos, un sonoro y contundente bandazo ideológico, recompensado con las llaves del poder de Barinas. Sus años al frente del Estado, entre 1998 y 2008, transcurrieron sin pena ni gloria, al socaire del primer chavismo, el más triunfal, aquel que repartía el dinero público a espuertas, de modo especial en Barinas. El progenitor se limitaba a aplicar las órdenes del retoño.
Acerca de la personalidad discreta de Hugo de los Reyes Chávez, el opositor Juan Carlos Sosa Azpurúa explica a El Debate que «era un maestro de escuela débil de carácter: la fuerte era su esposa [Elena Frías] y la gran influencia sobre el hijo la tuvieron ella y su hijo mayor –hermano del sátrapa–, Adán». Este último, precisamente, sucedió a su padre como gobernador de Barinas en 2008: el nepotismo ya era una de las características del chavismo.
Desde entonces, las apariciones públicas de Hugo de los Reyes Chávez fueron escasas: en el funeral del controvertido «líder bolivariano» y en los posteriores homenajes que se le rindieron por parte del nuevo oficialismo, encabezado por Nicolás Maduro, el nuevo sátrapa. «Fue una desgracia que, siendo maestro, [Hugo de los Reyes Chávez] fuera incapaz de enseñarle valores humanos a su hijo», concluye Sosa Azpurúa.
Comentarios

Más de Obituarios

tracking