Fundado en 1910

28 de febrero de 2024

Cher en el programa The Graham Norton Show el pasado dos de diciembre

Cher en el programa 'The Graham Norton Show' el pasado dos de diciembreBBC

Cine

La estrella de Hollywood que fue botones de Cher en el Hotel Hilton

Antes de alcanzar el estrellato, el actor llevó la maleta de rostros muy conocidos en el lujoso Hotel Hilton de Oakland

Es uno de los actores más reconocidos de Hollywood, pero lo cierto es que Tom Hanks, de 67 años, tuvo unos inicios de lo más humildes, y entre ellos se encuentra su trabajo como botones en el Hotel Hilton de Oakland, en California. Allí, llevó las maletas de famosos como Cher en la década de los 70 y, a pesar de que ahora es él quien se deja ayudar por esta figura cuando llega a lujosos establecimientos de cinco estrellas, el protagonista de Forrest Gump ha recordado de manera sincera cómo fue su encuentro con la cantante en una entrevista en la que se encontraba frente a frente con ella.
Lo hizo en The Graham Norton Show donde, además de la artista, estaban presentes los actores Julia Roberts y Timothée Chalamet.
«He trabajado para Cher. Fui botones en el Hotel Hilton de Oakland», comenzó relatando ante una sorprendida cantante, que no daba crédito a sus declaraciones. «Estabas con uno de tus maridos del rock and roll y teníamos tu bolso. Y entonces llegó la noticia: 'Oye, lleva esto a la habitación de Cher', así que lo hice», continuó Tom Hanks, asegurando que llamó a la puerta de la cantante, ella salió y le dijo: «Sí, eso es todo. Gracias, chico». Ante tal afirmación, la intérprete de Believe y el actor comenzaron a reír.
El hombre que acompañaba a Cher en ese momento, tal y como recuerda la revista People, era Gregg Allman, líder de Allman Brothers, con quien la artista se casó en junio de 1975. Además de su mención a este matrimonio, Tom Hanks alabó a la cantante mientras ella destacaba que no le gustaba ni escuchar su propia música ni ver sus propias canciones. «Te lo estás perdiendo», dijo él de manera simpática. De hecho, calificó Mamma Mia! Here We Go Again, donde Cher da vida a Ruby Sheridan, como la «perfección cinematográfica».
Además, Julia Roberts y Timothée Chalamet, presentes en el plató, también se animaron a compartir sus películas favoritas de la cantante, eligiendo Moonstruck y Silkwood respectivamente. Eso llevó a Tom Hanks a improvisar un divertido plan en directo: «Creo que todos deberíamos ir al cine y ver las películas de Cher ahora mismo», aseveró. «¡Hagamos un Cher-a-thon!», contestó Julia Roberts jugando con el nombre de la artista y la palabra maratón, despertando el aplauso del público.
La historia de Tom Hanks sobre su pasado como botones en un hotel de lujo tiene lugar poco después de que declarase que aceptaría un trabajo sirviendo comida si eso le diera la oportunidad de conseguir asiento en un futuro viaje a la luna. «Si hubiera espacio, yo sería el tipo que limpia, hace chistes, cuenta historias y mantiene a todos entretenidos», explicó en The Telegraph el pasado mes de septiembre en Londres durante la promoción de The Moonkwalkers, una experiencia inmersiva que narra las misiones que se han llevado a cabo en el satélite y las que hay planeadas en un futuro más próximo.
A este respecto, el actor señaló que haría lo que fuese para ir a la luna: «Yo haré todo el trabajo. Limpiaré el baño. Yo serviré la comida. Doblaré la ropa. De esa manera, los demás podrían tener libertad para hacer otras cosas». Aunque se entiende que se prestaría a ello si fuese gratis o de una manera económica, puesto que, en 2021, el actor rechazó la invitación de viajar al espacio que le hizo Jeff Bezos, fundador de Amazon, debido al elevado precio de la experiencia. Y es que la cifra que se le pedía era de 28 millones de dólares (poco más de 24 millones de euros) por solo 12 minutos de vuelo.

Temas

Comentarios
tracking