Fundado en 1910

19 de mayo de 2024

La primera ministra italiana Giorgia Meloni

La primera ministra italiana Giorgia MeloniAFP

La propuesta de autonomía regional en Italia avanza hacia el modelo del «café para todos»

El rechazo frontal de la oposición y de varias regiones a un proyecto de autonomía que favorezca al norte frente al sur ha hecho que el proyecto evolucione hacia una propuesta territorialmente más igualitaria

El trayecto para conceder autonomías de distintos niveles a las regiones italianas –en función de las demandas y circunstancias de cada territorio– se ha manifestado como un proceso arduo.
El proyecto emprendido por la coalición de gobierno que sostiene a Giorgia Meloni marcará un punto de inflexión en la estructura constitucional italiana.
La complejidad del proyecto queda patente cuando se sitúa ante el espejo de las 2.400 enmiendas presentadas en la Comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara de diputados de Italia.
Planteada inicialmente para conceder autonomía política a las regiones del norte de Italia, una vieja demanda de la derecha norditaliana articulada por el partido de Matteo Salvini, La Lega, con una fuerte implementación en el Piamonte, la Lombardía o el Véneto, el proyecto avanza ahora hacia un modelo de «café para todos».
Antonio Tajani, ministro de Exteriores y secretario de Forza Italia, parece haber interiorizado un modelo de autonomía menos asimétrico y más igualitario.
«La autonomía no debe ser una reforma que proporcione una ventaja para unos y una desventaja para otros. Pensamos que debe beneficiar a todos, desde Bolzano (localidad norteña de Trentino) hasta Pantelleria (isla al sur de Sicilia)», declaró.
En ese sentido, la propuesta de «autonomía diferenciada» ha evolucionado ya a una «autonomía diferenciada que no sea acosta de una parte respecto a otra».
El portavoz del grupo parlamentario de la Lega, el partido más beligerante a favor de la autonomía diferenciada, Riccardo Molinari, también parece haberse movido de sus posiciones originales.
«Estamos haciendo un proyecto nacional que es para todos, desde Campione d’Italia (municipio de la Lombardía fronterizo con Austria) hasta Canicattì (municipio de Sicilia). El proyecto de autonomía es un proyecto constitucional. No hay nada que esconder», subrayó.
Comentarios
tracking