06 de febrero de 2023

El Papa Francisco, junto a Natalia Peiro, secretaria general de Cáritas Española

El Papa Francisco, junto a Natalia Peiro, secretaria general de Cáritas EspañolaEFE

Audiencia en el Vaticano

El Papa Francisco felicita a Cáritas y alerta contra el asistencialismo

El Santo Padre reconoce que la institución «se ha ganado el respeto de la sociedad española»

El Papa Francisco ha recibido hoy a una delegación de Caritas Española con motivo del 75 aniversario de su fundación. Un encuentro en el que ha alabado el papel que realiza esta organización de la Iglesia, «que se ha ganado el respeto de la sociedad española, más allá de sus creencias e ideologías».
En el curso de una audiencia que los invitados han calificado como muy cercana y afectuosa, el Papa ha recordado la importancia de no dejarse llevar por el asistencialismo, que mantiene a los pobres «encadenados al subsidio, impidiendo su desarrollo». Partiendo de que «siempre al pobre hay que recibirlo, acompañarlo e integrarlo», el obispo de Roma ha enfatizado el hecho de que «la caridad supone siempre una donación oblativa de la propia vida», por lo que debe ofrecer la puerta a una nueva vida a los necesitados.
Una idea que ha remarcado parafraseando el Evangelio de Juan, al decir que «si se nos buscara y se nos alabara solo porque la gente comió el pan y nos sintiéramos como reyes por esa razón, estaríamos traicionando el mensaje de Jesús». A su juicio, «Jesús nos pide que seamos nosotros los que demos de comer a su Pueblo ese pan servido que es Él mismo». De esta forma nos enseña que «el que quiere ser verdaderamente grande debe hacerse servidor de todos».
La audiencia del Papa Francisco con los representantes de Cáritas Española

La audiencia del Papa Francisco con los representantes de Cáritas EspañolaEFE

Junto a la tentación del asistencialismo, el Papa también ha alertado contra la burocratización que ha llevado a otras organizaciones de beneficencia a convertirse en «la gran empresa de la caridad, donde el 40 %, 50 %, 60 % de los recursos se van para pagar sueldos que trabajan en ella». Aclarando que no es el caso de Caritas Española, Francisco ha recomendado «las menos mediaciones posibles. Y las que hay, en las que se pueda, por vocación, no por empleo».
También ha recordado que en el trabajo de Caritas en la Iglesia «no son los resultados los que nos mueven, cumplir los objetivos programados, sino ponernos delante de esa persona que está rota, que no halla su lugar, acogerla, abrir para ella caminos de restauración». El objetivo es que quienes acudan a la institución católica puedan encontrar su sitio en el mundo, «a pesar de sus limitaciones y las nuestras».
Junto al presidente de la Conferencia Episcopal Española, el cardenal Juan José Omella, en la audiencia han participado numerosos directivos de Caritas, encabezados por su presidente, Manuel Bretón. Al terminar el encuentro con el Papa, Bretón ha agradecido el mensaje «motivador» que han recibido en el Vaticano, con un pontífice, «muy próximo a nosotros, para empezar porque hablaba en castellano y porque es el hombre que necesitamos».
Bretón ha manifestado que en este momento de crisis en Europa, «Caritas tiene un papel de puente en la sociedad española, ya que en Caritas confía todo el mundo... y después de la pandemia todavía más. Hay confianza en nuestra acción», ha sentenciado.
Comentarios
tracking