02 de julio de 2022

Una mujer recibe una vacuna contra la covid en Chile

Una mujer recibe una vacuna contra la covidAFP

Coronavirus

La EMA investiga los informes de los trastornos menstruales tras la vacuna

La duración del ciclo puede atribuirse a problemas médicos subyacentes como el estrés o el cansancio

El Comité de Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia (PRAC) de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) avisó el pasado viernes que estaba revisando todos los informes relacionados con la menstruación y la inoculación de las vacunas contra el coronavirus de Pfizer/BioNTech y Moderna.
La investigación de los informes se está evaluando al no tener claro si los trastornos menstruales producían cambios en la duración del ciclo menstrual. El Comité ya había analizado estos problemas y concluyó en aquel momento que las pruebas «no apoyaban una relación causal entre estas vacunas y los trastornos menstruales».
La vacunación contra la covid se relacionó con un pequeño cambio temporal en la duración del periodo, según un estudio que recogió datos de aproximadamente 4.000 mujeres a través de una aplicación móvil que hace un seguimiento de los ciclos menstruales.
A la vista de estos nuevos hallazgos, el PRAC ha decidido «evaluar más a fondo los casos de menstruación abundante o amenorrea tras la vacunación», solicitando una evaluación «en profundidad de todos los datos disponibles, incluidos los informes de los sistemas de notificación espontánea, los ensayos clínicos y la bibliografía publicada».
«En esta fase, todavía no está claro si existe una relación causal entre las vacunas contra el Covid-19 y los casos de periodos abundantes o amenorrea. Tampoco hay pruebas que sugieran que las vacunas afecten a la fertilidad», aclara el organismo regulador europeo.
La duración del ciclo puede atribuirse, según la EMA a problemas médicos subyacentes como el estrés o el cansancio. Además, los casos de trastornos también se han reportado después de infectarse por la COVID-19.
Comentarios
tracking