Fundado en 1910

23 de abril de 2024

En busca del arca perdida

Harrison Ford, en una escena de En busca del arca perdida

Historias de película

El actor que regaló el papel de Indiana Jones a Harrison Ford y lleva más de 40 años arrepintiéndose

«El papel es tuyo». Queda poco para entrar en la década de los 80, y a Steven Spielberg y George Lucas, aún treintañeros y ya encumbrados a la cima de Hollywood, les ha gustado la prueba de cámara que ha realizado un actor alto, bien parecido, con habilidad para el humor, y se acercan hasta él para comunicarle que es el elegido para interpretar a Indiana Jones. Solo que el seleccionado no es Harrison Ford...
Lucas, nacido en 1944, y Spielberg, que lo hizo en 1946, acaban de escoger a un actor que nació justo entre los dos, en 1945. Y también entre los dos, entre George Lucas y Steven Spielberg, existían diferencias acerca de quién debía interpretar al arqueólogo. Spielberg prefería a Harrison Ford. Y Lucas, que ya había dirigido a Harrison Ford en American Graffiti y sobre todo en La guerra de las galaxias: una nueva esperanza, no quería repetir con él para no seguir el ejemplo de Scorsese y Robert De Niro.
Spielberg y Lucas realizaron pruebas a varios candidatos para el papel de Indiana Jones, como Peter Coyote y Tim Matheson. Y llegaron a pensar en actores como Jack Nicholson, Bill Murray, Steve Martin y Chevy Chase, además de Harrison Ford y del elegido inicialmente para encarnar a Indiana Jones y al que podemos ver en esta prueba de cámara junto a otra actriz, Sean Young (a quien después veríamos en Blade Runner), que finalmente tampoco aparecería en la película En busca del arca perdida.
George Lucas ganó en primera instancia el pulso a Spielberg y Tom Selleck era el escogido para calarse el sombrero de Indiana Jones y portar su látigo. Selleck se alegra al saber que es el elegido y comenta un detalle que, en ese momento, no parece tener mayor trascendencia. «He hecho el episodio piloto de una serie, no sé si es un problema». La serie era Magnum. Y sí, sí que era un problema. Y de los gordos, porque la CBS no le iba a permitir que rodase En busca del arca perdida. Así que no es que Tom Selleck rechazara el papel de Indiana Jones, porque de hecho lo aceptó, sino que la CBS no le dejó que lo interpretase.
El personaje de Indiana Jones volvía a estar vacante y Spielberg tenía claro cómo solucionar el problema. Y volvió a insistir a George Lucas, con el inconveniente añadido de que Harrison Ford también estaba inmerso en otros proyectos. Ahora era Spielberg quien ganaba el pulso a Lucas, que aceptó, igual que Harrison Ford. Ahora, 43 años después de todo aquello y tras meterse por quinta y última vez en la piel del arqueólogo más famoso de la historia del cine con la meritoria Indiana Jones y el dial del destino, Harrison Ford sigue agradecido. «Me convertí en la segunda opción y le estoy muy agradecido. Gracias, Tom. Si estás escuchando, gracias de nuevo».
Comentarios
tracking