29 de septiembre de 2022

Miquel Iceta en los Premios Nacionales de Cultura

Miquel Iceta en los Premios Nacionales de CulturaGtresOnline

Iceta se arroga el deber de devolver los cuadros expoliados durante la Guerra Civil

El ministro de Cultura se pronuncia a favor de la devolución de las obras incautadas de manera ilegal, que fueron descubiertas este pasado miércoles en el Museo del Prado, a sus verdaderos propietarios

El ministro de Cultura, Miquel Iceta, ha aplaudido la actuación del Museo del Prado que ha publicado un listado con veinticinco obras de su colección procedentes de incautaciones ilegales realizadas durante la Guerra Civil. Iceta celebra la investigación que ha abierto el Prado para averiguar si existen más casos similares y ha pedido a todos los museos nacionales que hagan la misma labor.
«Queremos que todas las obras de las que disponen las entidades y organismos oficiales del Estado tengan acreditado el origen y, si se hubiera producido una incautación injusta, se abriría un procedimiento de devolución», ha comentado el ministro, que ha comparecido en Madrid para dar cuenta de los avances en el Estatuto del Artista.
La decisión del Museo del Prado llega poco después de que el Gobierno haya decidido devolver a la familia del naviero Ramón de la Sota, dos obras requisadas por el régimen franquista, después de que uno de sus herederos los identificara en el Parador de Almagro (Ciudad Real).
«No queremos tener como patrimonio público algo que ha sido obtenido de forma ilegítima y vamos a trabajar en esta dirección», ha subrayado Iceta.

Más obras incautadas

El ministro ha informado también que su departamento está colaborando desde finales del 2021 con la familia de Pedro Rico, exalcalde de Madrid en dos ocasiones (1931-1934 y al inicio de la Guerra Civil). Están intentar determinar el paradero de algunas de las obras de arte que fueron requisadas por la Junta del Tesoro Artístico.
En enero de 2022 la abogada de la familia facilitó al Ministerio un dossier de las obras incautadas a Pedro Rico, fruto de la investigación realizada por dos expertas en arte y patrimonio cultural, que fue la base para la localización y documentación de algunas de esas piezas.
Otra de las familias damnificadas por el expolio fue la Sicardo Jiménez-Córdova, cuyas obras fueron requisadas al cabeza de familia, José Sicardo Jiménez-Córdova, durante la posguerra. El nieto de este, Carlos Colón Sicardo, lleva varios años intentando localizar y recuperar su patrimonio. Su búsqueda ha dado sus frutos recientemente cuándo se identificaron algunos de los cuadros «perdidos» en el edificio del Tesoro Público.

Se realizará una investigación

El próximo mes se presentará un informe sobre las obras investigadas por parte de Arturo Colorado Castellary, catedrático experto en patrimonio y Guerra Civil. En la investigación se tratará de esclarecer el origen del lote de cuadros y sus verdaderos propietarios.
«Son obras que llegaron al Prado desde la Comisaría General del Patrimonio Artístico Nacional» explica Andrés Úbeda de los Cobos, el Director Adjunto de Conservación e Investigación del Museo Nacional del Prado. El estado de conservación de alguna de las piezas es bastante deplorable, lo que dificulta enormemente su identificación.
Son más de 17.000 las obras perdidas durante el expolio de la guerra, y muchas las familias que han sido afectadas por la pérdida de patrimonio cuyo destino fue a parar a museos, organismos públicos del estado y a manos de coleccionistas privados. Ahora el Museo del Prado, en colaboración con Arturo Colorado, procederá a contactar con las familias para restituir los posibles bienes perdidos.
Comentarios
tracking