06 de febrero de 2023

El ex ministro del Interior, Rodolfo Martín Villa ha intervenido este lunes el desayuno informativo del Fórum Europa

El ex ministro del Interior, Rodolfo Martín Villa ha intervenido este lunes el desayuno informativo del Foro de la Nueva EconomíaFernando Alvarado / EFE

En el Foro Nueva Economía

Martín Villa: «La querella argentina ha sido un espectáculo kafkiano montado desde aquí»

El que fuera ministro del interior ha negado la existencia de «un plan sistemático, deliberado y generalizado» de eliminación del contrincante

El que fuera el primer ministro del Interior de la democracia, Rodolfo Martín Villa, ha rechazado las acusaciones vertidas contra él en la llamada «querella argentina» contra los políticos que formaron parte del primer gobierno democrático. En su opinión, «más que un juicio, lo que se ha montado desde aquí es un espectáculo kafkiano».
Según ha defendido, la querella argentina se desmonta desde el momento en que «se nos acusa de aterrorizar y eliminar al oponente» y se le «ocurrió pedir la comparecencia de buena parte de esas personas a las cuales» él habría contribuido «a eliminar», y declararon a su favor. «Eso es la Transición», ha destacado.
Por eso, Martín Villa ha defendido que aunque pudo «ser responsable político y penal» de las acusaciones que vierte sobre él la querella, ninguno de los gobiernos de los que formó parte «urdió un plan sistemático, deliberado y generalizado» de eliminación del contrincante político.

«En defensa de la verdad»

Rodolfo Martín Villa ha hablado este lunes en el Foro de la Nueva Economía, lo que constituye su primera comparecencia después de que la Justicia argentina rechazara la acusación que vertió sobre él la jueza Servini a raíz de la presentación de una querella por parte de diversas organizaciones españolas por la que le acusaba de cuatro muertes entre los años 1976 y 1978.
A este respecto, el que fuera ministro del Interior has asegurado que "tuve dudas de cómo administrar la defensa de mi honorabilidad, pero no tuve duda alguna en cómo tenía que administrar mi actitud en torno a la defensa de la verdad”.
«Yo podía legítimamente haberme amparado en la de Ley de Amnistía o en la prescripción de los delitos. Era una manera de defender mi honorabilidad atacada y la de los míos, también atacada. Pero si tocaba a la Transición, yo entendía que, como miembro de aquel primer gobierno de Adolfo Suárez, tenía la obligación moral y personal de hacerle frente», ha considerado.
Por eso, Martín Villa ha insistido en que la querella «es en parte» contra unos crímenes pero también contra su biografía. «En el fondo, cuando se dicta la Ley de Amnistía, todos caímos en la ingenuidad de creer que con la dictadura se acababa el terrorismo. Ojalá me hubiera equivocado y en frente no tuviéramos criminales sino luchadores por la autonomía o por la independencia del País Vasco».
Comentarios
tracking