Fundado en 1910

27 de mayo de 2024

Pedro Sánchez y el primer ministro de Portugal, Luís Montenegro

Pedro Sánchez y el primer ministro de Portugal, Luís MontenegroEFE

Apela a la «multilateralidad»

El primer ministro portugués responde a Sánchez que no cuente con él para reconocer a Palestina así

En una comparecencia conjunta en la Moncloa, Luís Montenegro rechaza subirse al barco del presidente español, que está buscando aliados en Europa para que sean varios gobiernos a la vez

Pedro Sánchez mantiene su intención de reconocer el Estado de Palestina de forma unilateral antes de julio, a pesar del ataque con drones de Irán del pasado fin de semana. Así lo reiteró este lunes el presidente del Gobierno en una comparecencia en la Moncloa junto al nuevo ministro portugués, el conservador Luís Montenegro.
«Nos reafirmamos en la posición que hemos mantenido», señaló Sánchez, que la definió como «clara, firme e inequívoca». Éste anunció que, en la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU del jueves, España defenderá la entrada de Palestina como miembro de pleno derecho. El encargado de hacerlo será el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares.
La visita de Montenegro se enmarca en los contactos mantenidos por Sánchez con mandatarios europeos para que se unan a su plan de reconocimiento del Estado palestino. Sin embargo, el primer ministro luso dejó claro a su interlocutor que no cuente con Portugal para ello. No en estas condiciones. «Nosotros no vamos tan lejos como otros gobiernos de momento, en lo que se refiere al reconocimiento del Estado de Palestina. Porque consideramos que este consenso tiene que alcanzarse de manera multilateral, en el seno de la Unión Europea y también de las Naciones Unidas», explicó.
No obstante, Montenegro también aclaró que Portugal está por la solución de los dos estados, pero no con los métodos del Gobierno de Sánchez. «Respetamos las diligencias de todos los gobiernos, también del español. Nuestra posición no es tan diferente, pero los dos estados se tienen que lograr en un ámbito multilateral», insistió.
A lo que Sánchez respondió: «Estamos hablando con otros países para que seamos unos cuantos de manera conjunta, pero, en todo caso, el Gobierno de España va a dar ese paso». El español tenía en el anterior primer ministro de Portugal, el socialdemócrata António Costa, a un gran aliado. Pero con el actual no será lo mismo.
La semana pasada, el primer ministro de Noruega afirmó delante de Sánchez que su país está por el reconocimiento del Estado de Palestina, pero se resistió a confirmar que su país vaya a hacerlo al mismo tiempo que España. Según Jonas Gahr Store, su Ejecutivo decidirá por sí mismo y sin tutelas, «teniendo en cuenta el momento y el contexto».
Poco antes, el portavoz del Departamento de Estado de la Casa Blanca, Matthew Miller, había dado un toque de atención al presidente español al recordarle que cada país tiene la autonomía para decidir cuándo reconocer al Estado palestino.
Desde la Moncloa, Sánchez no quiso aclarar si la embajada de España en Palestina estará en su capital administrativa, Ramala, o en Jerusalén. «Lo sabrán, no vamos a responder a todas las preguntas antes del reconocimiento», se zafó. El líder del Ejecutivo retomará su gira europea el martes y el miércoles en Eslovenia y Bélgica, respectivamente, para entrevistarse con sus primeros ministros. La semana pasada estuvo en Irlanda, Polonia y Noruega.
Comentarios
tracking