29 de junio de 2022

Recreación del Phantom F-4, un fantasma del aire cuyo espíritu pervive

Recreación del Phantom F-4, un fantasma del aire cuyo espíritu perviveKindelán

Ejército del Aire  Phantom F-4, el último vuelo del caza fantasma

El fantasma. Un caza supersónico, potente y letal. Y mítico. El F-4 es uno de los iconos de la guerra fría, y tuvo un destacado papel durante la guerra de Vietnam. Sus misiones se extendieron incluso hasta la guerra del Golfo de 1991.
Su llegada a España, en 1971, supuso un auténtico revulsivo para nuestra aviación y pronto demostró sus grandes capacidades, que aunaban velocidad y poder destructivo. Tenía además la entonces innovadora posibilidad de ser reabastecido en vuelo y un importante arsenal de armas lanzables. «En pocos meses las 36 unidades adquiridas a los Estados Unidos alcanzaron un notable grado de operatividad pasando a desempeñar un puesto de vanguardia en la defensa española gracias sobre todo a su misil Sparrow y a las siete toneladas de armas dispuestas bajo sus alas», reseña el Ejército del Aire.
El Phantom F-4

El Phantom F-4Kindelán

El Phantom F-4

El Phantom F-4Kindelán

A mediados de los ochenta el Phantom inició la etapa final de su vida útil. Quedaron únicamente los RF-4C de reconocimiento que extendieron su vida operativa en la unidad hasta el año 2002. Una de estas aeronaves de reconocimiento ha sido recientemente restaurada en el Ala 12.
La llegada del Phantom a España supuso un despliegue de una potencialidad desconocida, dice el Ejército del Aire

La llegada del Phantom a España supuso un despliegue de una potencialidad desconocida, dice el Ejército del AireEjercito del Aire

La llegada del Phantom a España supuso un despliegue de una potencialidad desconocida, afirma el Ejército del Aire

La llegada del Phantom a España supuso un despliegue de una potencialidad desconocida, afirma el Ejército del AireEjercito del Aire

Phantom que sirvió en el Ejército del Aire desde 1971

Phantom que sirvió en el Ejército del Aire desde 1971Ejercito del Aire

El 25 de marzo de 1971, la unidad adquirió la denominación de Ala 12. Unos días después empezaron a llegar a Torrejón los F-4C 'Phantom II', C.12 en el Ejército del Aire, «aviones de segunda mano de la USAF que incluso habían operado en la guerra de Vietnam». Según la reseña histórica del Ala 12, «la llegada de más ejemplares de F-4C hasta completar la dotación, trajo consigo que el 31 de mayo de 1972 se disolviera oficialmente el 122 Escuadrón con aviones C.8, y al día siguiente se vuelve a crear con C.12, aunque el último F-104 despegó de Torrejón el 25 de enero de 1973».
Avión F-4E Phantom II del 81° Escuadrón Táctico de Cazas de Estados Unidos lanzando bombas sobre el Polígono de Artillería de las Bardenas Reales

Avión F-4E Phantom II del 81° Escuadrón Táctico de Cazas de Estados Unidos lanzando bombas sobre el Polígono de Artillería de las Bardenas RealesUS Air Force (Sgt. David Nolan)

Emblema del Ala 12 del Ejército del Aire

Emblema del Ala 12 del Ejército del AireEjercito del Aire

Días antes, el 21 de mayo de 1972, realizaron su último vuelo en el Desfile de la Victoria los F-104G. Una «pasada salvaje» por la Castellana se encargaban de abrir el desfile aéreo y su espectacularidad deslumbraba inevitablemente a los espectadores. El F-104 se despidió del Ejército del Aire y de Torrejón tras contabilizar un total de 18.000 horas de vuelo.
Los F-4C Phantom españoles fueron reemplazados por los McDonnell Douglas F-18 A/B Hornet a finales de la década de 1980. El último fue retirado del servicio en 1989, aunque durante algún tiempo continuó realizando tareas secundarias.
Comentarios
tracking