01 de julio de 2022

Rüdiger, durante su presentación oficial como nuevo fichaje del Real Madrid el pasado 20 de junio

Rüdiger, durante su presentación oficial como nuevo fichaje del Real Madrid el pasado 20 de junioGTRES

La anónima mujer de Rüdiger, el nuevo fichaje del Real Madrid

La alemana Laura Rüdiger conoció al futbolista en los años en los que militó en el Stuttgart. Se casaron en 2019 y ahora tienen dos hijos

Poco se sabe de la nueva incorporación al Real Madrid de Antonio Rüdiger más allá de sus méritos estrictamente deportivos en equipos como el Stuttgart, la Roma y el Chealsea. Desde sus inicios ha sido un futbolista discreto, muy volcado en su trabajo, en su familia y en la lucha contra el racismo. Muy en la línea de su esposa, Laura, quien podría ostentar el título de la más discreta de las WAG's. Ni siquiera era habitual verla en el estadio Stamford Bridge de Londres para ver a su marido jugar y tampoco posó junto al futbolista en su presentación oficial en el equipo de Florentino Pérez esta semana.
Prueba de esa discreción es que no cuenta con redes sociales y su marido no publica ninguna imagen de ella en su perfil de Instagram. Las pocas imágenes que hay publicadas son de sus hijos, pero siempre con la cara tapada de los dos menores.
Se casaron en 2019 en una ceremonia privada después de conocerse en la época en la que Rüdiger militaba en las filas del Stuttgart. La felicidad de la pareja se completó con la llegada de sus dos hijos. La alemana dio a luz a Djamal Sahr Rüdiger en febrero de 2020 y un año después llegaba al mundo la pequeña Aaliyah Trophy Rüdiger.

Ahora la familia al completo se trasladará a Madrid para vivir una nueva aventura en España, al menos durante las cuatro temporadas por las que ha fichado con el equipo blanco.

Contra el racismo

Rüdiger no tuvo una infancia fácil. Sus padres se trasladaron a vivir a un barrio de Berlín huyendo de la guerra en Sierra Leona, lugar de nacimiento de su madre. No tenían muchos recursos, pero hicieron todo lo posible para sacar adelante a su familia formada por seis hijos: cuatro chicas y dos chicos, siendo el otro varón, Sahr, el representante del futbolista.
De pequeño sufrió racismo, lo que forjó su carácter y sus ganas de luchar contra esta plaga. Cuenta con una ONG que ayuda a los más necesitados en Sierra Leona.
Comentarios
tracking