Fundado en 1910

25 de mayo de 2024

Napoleón en su trono imperial, por Jean Auguste Dominique Ingres, 1806

Napoleón en su trono imperial, por Jean Auguste Dominique Ingres, 1806

Picotazos de Historia

El vaivén editorial de 'Le Monitour' en tiempos de Napoleón

El periódico francés Le Monitour dio muestra de una capacidad de adaptación política con la llegada de Napoleón al poder

Durante la época napoleónica el diario Le Monitour General, periódico surgido durante la Revolución francesa, pasó a ser el medio oficial de comunicación del Estado, el equivalente a nuestro BOE de hoy en día. Durante los turbulentos días que siguieron a la salida de Napoleón Bonaparte, desde su exilio en la isla de Elba, dio muestra de una capacidad de adaptación política, que no de equidistancia, absolutamente antológica.
El 26 de febrero de 1815 Napoleón embarcó con una pequeña fuerza en el navío L´Inconstant rumbo a Francia y a recuperar la corona. El titular de Le Monitour al día siguiente anunciaba «El Antropófago ha salido de su guarida». El 1 de marzo arribaba en la pequeña población de Golfe Juan, en la Costa Azul, iniciando lo que hoy se conoce como la «Ruta de Napoleón» o «el vuelo del Águila».
A la mañana siguiente Le Monitour proclamó «El Ogro de Córcega acaba de desembarcar en Golfe Juan». Al siguiente día, Napoleón, partió en dirección a la ciudad de Gap, llegando el 5 de marzo. El titular del día 6 fue «El tigre ha llegado a Gap».
El 7 de marzo fue interceptado, en las afueras de Grenoble, por un batallón del ejercito que se pasó en bloque a su bando. El siguiente titular fue «El monstruo ha dormido en Grenoble». El 10 de marzo entró en Lyon acompañado por el 7º Regimiento de Linea que se había enviado a detenerle y que, también, se le había unido. El periódico comentó «El tirano ha atravesado Lyon».
El 15 pasó la noche en la ciudad de Autun, a menos de trescientos kilómetros de París, a lo que el diario se hizo eco: «El usurpador ha sido visto a menos de sesenta leguas de París».
El día 17, en Auxerre, a menos de 150 kilómetros, el mariscal Ney, que prometió meter a Napoleón en una jaula, se abrazó con su antiguo señor y le acompañó hacía la capital. «Bonaparte avanza rápidamente, pero nunca entrará en París», nos explica Le Monitour.
El avance de Napoleón fue una gira triunfal en cada lugar que entraba. El titular del día 19 anunciaba «Napoleón estará mañana frente a nuestros baluartes». Y ese mismo día, por la tarde, comunicó en edición especial que «El Emperador ha llegado a Fontainebleau». Por fin, el día 21 de marzo, pudo escribir en grandes titulares «Su Majestad Imperial y Real hizo ayer su entrada en el palacio de las Tullerías en medio de sus fieles súbditos». También publicó una discreta nota dando noticia de la salida, discreta y apresurada, del rey Luis XVIII.
Comentarios
tracking