04 de diciembre de 2021

Dos enfermeras en un hospital de Portugal

Dos enfermeras en un hospital de PortugalGTRES

Portugal impone una semana de confinamiento blando tras las Navidades

Pese a los buenos datos de vacunación, el Gobierno luso ha anunciado una batería de medidas para combatir al coronavirus en la que se incluye una semana de restricciones del 2 al 9 de enero
Portugal, un país con uno de los índices de vacunación contra la covid más altos del mundo, ha anunciado este jueves una batería de medidas para frenar el aumento de contagios de coronavirus. Entre las medidas presentadas se incluye una semana de restricciones, más cercanas a un confinamiento blando, después de fin de año para evitar que los posibles contagios que se puedan dar durante las fiestas se multipliquen exponencialmente. 
«Estamos viendo un empeoramiento de la situación sanitaria», ha declarado este jueves el primer ministro, António Costa, durante una rueda de prensa tras un consejo de ministros. «Es el momento adecuado para adoptar nuevas medidas» porque «entramos en una fase de riesgo elevado», subrayó.
Así, a partir del próximo 1 de diciembre, el Gobierno portugués recomiendo a las empresas que faciliten el teletrabajo de sus empleados. Además, la mascarilla que ya había comenzado a desaparecer, volverá a ser obligatoria en interiores. Asimismo, el pasaporte covid será exigido para acceder a restaurantes y hoteles. 
En cuanto a la cultura, el pasaporte covid también será exigido para asistir a eventos de cualquier tipo, ya sean culturales o deportivos, así como para visitar residencias de ancianos o entrar a bares y discotecas. En cuanto a las restricciones de viaje, Portugal ha anunciado que exigirá un resultado negativo para todos los vuelos cuyo destino sea el país vecino. 

Teletrabajo obligatorio y vacaciones

La medida que más ha sorprendido es la que se impondrá tras las fiestas navideñas. Una vez los portugueses hayan celebrado la entrada del nuevo año, el mismo día 2 de enero de 2020, se impondrá hasta el 9 de enero el teletrabajo obligatorio, las vacaciones escolares se alargarán hasta ese día y todos los bares y discotecas estarán obligados a cerrar. 
El fuerte aumento de contagios de Covid-19 que está experimentando Portugal contrasta con el buen resultado de su campaña de vacunación. El 87 % de la población lusa está ya vacunada contra la covid. El jueves, el país registró 3.150 nuevos casos en 24 horas, según el último informe de las autoridades sanitarias, el nivel más alto en casi cuatro meses.
tracking