28 de mayo de 2022

El presidente palestino, Mahmud Abás, durante su visita a Chile en 2019

El presidente palestino, Mahmud AbásEFE

Palestina

El estancamiento democrático en Gaza

Las últimas elecciones en el territorio palestino se celebraron en enero de 2006

Los ciudadanos de la Franja de Gaza votaron por última vez un 25 de enero de 2006. En aquella ocasión Hamás, considerado como grupo terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea, ganó las elecciones parlamentarias palestinas. Un año antes Mahmud Abás, de Fatah, accedía a la presidencia de Palestina. La tensión entre los dos poderes se mantiene hasta hoy.
Esta situación ha provocado la desafección de toda una generación de palestinos. «Cuando Abás fue elegido presidente en 2005, tenía solo tres años y cuando Hamás ganó las legislativas de 2006, cuatro», explica Wisam Hasam, de 20 años, a Efe.
La llegada al poder de Abás se produjo después de que Hamás y la Yihad Islámica boicotearon las presidenciales. Un año más tarde,  y por primera vez desde la fundación de la organización islamista, Hamás participó en las parlamentarias y ganó. En Cisjordania sí se han celebrado elecciones locales desde entonces, en Gaza, no.
Niños palestinos participan en la celebración de la fundación de Hamás

Niños palestinos participan en la celebración de la fundación de HamásEFE

Hamás y Fatah continúan con su pulso. En mayo de 2021, el presidente palestino convocó unos comicios generales que terminó por cancelar alegando que Israel no concedió el permiso para celebrarlas en la parte este de Jerusalén.

Abás pierde apoyo

Perpetuarse en el cargo pasa factura a Mahmud Abás. Algunas encuestas señalan que el 74 % de los palestinos quiere que dimita y una amplia mayoría considera que las instituciones palestinas son corruptas. Así, el 70 % de la población quiere elecciones.
Los sondeos apuntan a una mayor popularidad de Hamás sobre Fatah. También prevén una derrota de Abás que algunos analistas consideran la excusa perfecta para no convocar elecciones.
Mientras tanto, el retroceso democrático en Palestina se traduce en la falta de avances en el complicadísimo proceso de paz con Israel. El estancamiento en la Franja es absoluto.
Comentarios
tracking