Fundado en 1910

24 de abril de 2024

Rishi Sunak, canciller de la Hacienda del Partido Conservador

Rishi Sunak, canciller de la Hacienda del Partido ConservadorAFP

La mujer del ministro de Economía británico, en el punto de mira por presunta evasión fiscal

La multimillonaria Akshata Murthy se declara no residente en Reino Unido para no pagar impuestos sobre sus ingresos en el exterior

El Partido Conservador podría haber superado el último escándalo, el de las parties clandestinas en Downing Street, pero su ministro de Economía ya está envuelto en otro: su mujer, de origen indio, se declaró no residente en el Reino Unido para no pagar impuestos sobre sus cuantiosos ingresos en el extranjero.
Akshata Murthy, esposa del Ministro de Hacienda Rishi Sunak, está registrada como «no residente» en el Reino Unido, estatus reservado únicamente para aquellos que no viven la mayor parte del año en suelo británico. Esto la libera de pagar un impuesto del 38.1% sobre su patrimonio del extranjero.
La revelación ha suscitado el enfado tanto de la sociedad británica como de la oposición, habida cuenta de que Murthy es una multimillonaria con amplios ingresos anuales. Como propietaria de un 0,93 % de la compañía de servicios digitales Infosys, de la que es dueño su padre, Murthy recibe dividendos de aproximadamente 11.5 millones de libras cada año. Gracias a su estatus legal, no paga impuesto alguno sobre esa cantidad en el Reino Unido (aunque sí en el extranjero).
En realidad, la pareja reside en las Islas británicas desde hace nueve años. Sin embargo, un representante de la mujer explicó que nadie obró de manera ilegal, ya que «Akshata Murthy es una ciudadana de India, su país de nacimiento y hogar de sus padres. India no permite que sus ciudadanos tengan doble nacionalidad. Por eso, y en concordancia con la ley británica, la señora Murthy se considera no residente fiscal en Reino Unido. Siempre pagó, y siempre seguirá pagando, impuestos sobre todos sus ingresos británicos».
Además, cuando se convirtió en ministro en 2018, Sunak declaró la condición jurídica de su mujer al gobierno para «evitar cualquier problema potencial».
Aunque la maniobra es, técnicamente, legal llega en mal momento. La popularidad de Rishi Sunak está por los suelos: primero cayó 24 puntos, y ahora está a menos 29, por debajo del apoyo al líder de la oposición, Keir Starmer. El mes pasado, el titular de la Cartera de Hacienda subió los impuestos a su nivel más alto desde la década de 1940.
Tulip Siddiq, ministra de Economía en la sombra, como se refieren a la que sería su homóloga en la oposición, denunció que «el ministro ha impuesto subida tras subida de impuestos a la población británica. Es desconcertante que, mientras tanto, su familia se haya beneficiado de artimañas para pagar menos impuestos. Es un ejemplo más de cómo los tories piensan que la ley es para los demás y a ellos no se les aplica».
Comentarios
tracking