05 de febrero de 2023

Soldados rusos Jersón

Soldados rusos patrullan en la central hidroeléctrica de Kakhovka, en JersónAFP

243 días de guerra en Ucrania

El Grupo Wagner toma el control de la guerra en Ucrania y desplaza al Ejército ruso

El Grupo Wagner ya ha empezado a desempeñar en territorio ruso tareas que corresponden a las fuerzas policiales

El Grupo Wagner ha lanzado una 'OPA hostil' al Ejército ruso. El grupo de mercenarios fundado y dirigido por Yevgeny Prigozhin se vuelve cada vez más poderoso en el campo de batalla ucraniano y ya asume el grueso de las operaciones militares rusas en detrimento del diezmado Ejército regular.
Mientras las tropas rusas en Ucrania se baten en retirada en varios frentes, los mercenarios Wagner son los únicos que logran mantener el empuje ofensivo y seguir avanzando en Donetsk.
Prigozhin, una de las figuras más cercanas al presidente Putin -fue su antiguo chef- y uno de los oligarcas con mayor poder en el Kremlin, se pasea con traje militar y cargado de condecoraciones a pesar de ser civil.
Según revela The Moscow Times, Prigozhin ha organizado una línea logística paralela al del Ejército que proporciona materiales para las fortificaciones del Grupo Wagner y los suministros para los mercenarios.
Ahora planea su próximo paso: una milicia popular controlada por él que asuma tareas que le corresponden al Ejército regular.
Esta milicia cuenta, además, con una particularidad: su ámbito de actuación no será el territorio ucraniano ocupado, sino la región rusa de Belgorod.
Belgorod, una ciudad fronteriza con Ucrania, ha sufrido varios ataques en sus infraestructuras eléctricas y es el territorio ruso donde con más intensidad se deja notar la guerra.
La iniciativa de Prigozhin significa que Wagner ya ha empezado a desempeñar en territorio ruso tareas que corresponden a las fuerzas policiales.
Los mercenarios han empezado ya la tarea de entrenar a las nuevas milicias para defender puntos fronterizos de la región de Belgorod especialmente sensibles por su cercanía a Ucrania.
Sin embargo, el líder de Wagner quiere más y ya se ha mostrado dispuesto en un mensaje difundido en su canal de Telegram a asumir nuevas tareas: «Estamos listos para ofrecer toda la asistencia posible en otras áreas que necesiten mejorar su defensa».
Al margen de la milicia popular creada en Belgorod, el Institute for the Study of War (ISW) señala que Prigozhin está intentando diferenciar a las fuerzas del Grupo Wagner de las tropas rusas convencionales.
Según el ISW, «las declaraciones de Prigozhin indican que es probable que continúe promocionando las unidades de Wagner como superiores a las Fuerzas Armadas rusas convencionales en un intento por aumentar su influencia entre los funcionarios del Kremlin».
La pérdida de territorio por parte del Ejército regular en Lugansk y Jersón, frente al empuje de los Wagner en Donetsk, sería la prueba que esgrimiría Prigozhin en el Moscú para hacer valer su nueva posición en el organigrama de la corte de Putin en el Kremlin.
Comentarios
tracking