29 de septiembre de 2022

El ejecutivo David Ambroz, de 42 años

El ejecutivo David Ambroz, de 42 añosInstagram

De sintecho a ejecutivo de Amazon: la admirable historia de superación de David Ambroz

El jefe de Asuntos Externos del gigante tecnológico publica una autobiografía en la que cuenta su infancia de miseria en las calles de Nueva York

De mendigo a millonario. Pocas cosas gustan tanto en la cultura popular estadounidense como una historia rags to riches, ese género, real o ficticio, que cuenta la trayectoria de una persona que logra pasar, con mucho esfuerzo, trabajo y algo de suerte, de la miseria más absoluta a la gloria social y económica. Seguramente por esta razón, la historia del ejecutivo David Ambroz ha causado furor y admiración tras la publicación la semana pasada de su autobiografía, A place called home.
Ambroz ocupa hoy un puesto directivo en Amazon, pero sus inicios fueron muy distintos. Criado por una madre con una enfermedad mental, Ambroz pasó los 11 primeros años de su vida en las calles de Nueva York, donde, junto a ella y sus dos hermanos, peregrinaba por albergues, iglesias y espacios públicos durante breves periodos de tiempo antes de volver al raso. Sobrevivían como podían: aseándose en los baños de los restaurantes, luchando contra el hambre y la suciedad y lidiando con la enfermedad de la progenitora, a quien no culpa de sus erráticas acciones por la «falta de atención a la salud mental» que imperaba entonces.
La suerte de Ambroz cambió cuando cumplió los 11 años. Los servicios sociales se hicieron cargo de él y sus hermanos al llevarlos a centros de acogida, aunque fueron alojados por separado. Tras varios años en esa situación, el hoy ejecutivo fue finalmente adoptado por una familia «llena de amor». «Mi madre adoptiva, Holly, me ayudó a estabilizarme en la escuela secundaria. Aunque décadas de trauma no se pudieron deshacer en el tiempo que viví allí, el apoyo de Holly cambió mi vida», declaró recientemente.
Estudió en España con una beca, donde terminó su formación secundaria, y posteriormente logró ingresar en Vassar College (Nueva York) a los 18 años. «Cuando fui admitido en Vassar en 1998, estaba seguro de que mis problemas habían terminado. Sin embargo, luché para equilibrar mis múltiples trabajos sin dejar de lado las buenas notas», afirmó.

Camino a la cumbre

A partir de ahí, un escalón tras otro hasta llegar a lo más alto. Una beca en la Casa Blanca, un trabajo en la cadena ABC, un Doctorado en Jurisprudencia en la Facultad de Derecho de la UCLA, una jefatura en Walt Disney Television y, finalmente, el mando de los Asuntos Externos de Amazon. «He llegado hoy aquí gracias a los raros ángeles que me ayudaron, como mi madre adoptiva Holly, y ahora yo también soy padre adoptivo. No todos lo podrán hacer, pero todos podemos intentar crear conciencia», confía.
En la actualidad, datos de la ONG Humanium estiman en una horquilla de entre 1,7 y 1,9 millones el número de niños que viven en la calle en Estados Unidos.
Comentarios
tracking