Fundado en 1910

16 de junio de 2024

ng

Una joven estudiante preparándose para sus exámenesGTRES

¿Cómo hay que preparar la EBAU? ¿Los padres deben ayudar? Varios expertos en educación responden

Es crucial brindarles un ambiente tranquilo para estudiar y animarlos a mantener un equilibrio entre el estudio y el descanso

Quedan pocos días para que las pruebas de Evaluación el Bachillerato para el Acceso a la Universidad (Ebau) comiencen en todas las comunidades autónomas. Ahora, miles de estudiantes están preparando uno de los exámenes más decisivos de su etapa escolar, pero ¿cómo hay que afrontarlo? ¿Los padres deben ayudar al los hijos en su estudio?

En este sentido, los expertos en educación aconsejan, entre otras cosas, que los progenitores apoyen a los jóvenes los días previos, que haya un ambiente de estudio en casa, que los alumnos descansen lo suficiente o que realicen ejercicio para combatir el estrés que puede provocar esta preparar esta prueba.

En concreto, Fernando Miralles, psicólogo clínico y profesor de Psicología de la Universidad CEU San Pablo, señala a Europa Press que los padres cuyos hijos se están preparando para presentarse a la EBAU deben tener en cuenta «lo importante que es el apoyo emocional y la confianza en las habilidades que tienen sus hijos».

También considera que es crucial brindarles un ambiente tranquilo para estudiar y animarlos a mantener un equilibrio entre el estudio y el descanso. Así, el psicólogo considera que es esencial que los jóvenes mantengan «un equilibrio entre el estudio, el descanso y el cuidado personal». Además, es esencial establecer «un horario de estudio efectivo, descansar lo suficiente y mantenerse activos físicamente para reducir el estrés», puntualiza.

Asimismo, Miralles cree que es beneficioso practicar exámenes de cursos anteriores para familiarizarse con el formato, el estilo de las preguntas y el tiempo del que dispondrán.

Para la profesora de Neuropsicología de la Universitat Abat Oliba CEU Júlia Ballester, la Ebau «es un momento de la carrera académica en la que la presión se concentra en pocos días».

La neurociencia, según destaca Ballester, pone el foco sobre algunos aspectos que conviene incorporar para maximizar el rendimiento. Entre ellos destacan identificar el cronotipo (momentos de mayor energía); tener en cuenta la curva del olvido, buena regulación del descanso, evitar distracciones (especialmente dispositivos electrónicos); o establecer un sistema de recompensas.

Igualmente, apunta que la neurociencia sugiere adaptar las técnicas de estudio a las características propias de cada materia, procurar espacios de estudio agradables y, sobre todo, evitar los atracones finales y la privación de sueño.

Cóno debo enfrentarme a los exámenes

En relación con los exámenes, Francisco Ruiz Vicente, profesor del Máster del Profesorado de la CEU UCH en Elche, avisa de que la prueba de Matemáticas «es una de las más temidas de cara a enfrentarse a la Ebau».

Para poder llegar con seguridad a este examen, Ruiz Vicente incide en que es fundamental conocer tanto el formato del mismo como los tipos de preguntas que pueden caer o la distribución de puntos dentro de los ejercicios. «Una buena planificación es la mejor forma de asegurar un buen resultado», asevera.

La orientadora de Secundaria y Bachillerato en el Colegio Abat Oliba Loreto CEU Ana Comella explica cómo enfocar la EBAU con alumnos con necesidades específicas de soporte educativo.

En este sentido, recalca que los profesionales que acompañan a alumnos con necesidades específicas deben «estar a la altura» para dar un soporte que se ajuste a las necesidades de cada alumno.

«Desde planes individualizados que contemplan adaptaciones metodológicas –como una evaluación adaptada de la ortografía o tiempo extra para realizar los exámenes– hasta un acompañamiento más emocional y personal. Estas son algunas de las claves de acompañamiento para facilitar la superación de la Ebau de manera exitosa», detalla la experta.

En cuanto al examen de Inglés, la jefa del Departamento de Inglés en TEMS, Sharon Sparks, recomienda que, antes de comenzar a estudiar, los alumnos se familiaricen con la estructura y el formato de la prueba, lo cual ayudará al estudiante a entender qué esperar y podrá planificar la preparación de manera efectiva.

Para la experta, practicar constantemente es fundamental para mejorar la habilidad en Inglés. Así, considera relevante dedicar tiempo todos los días para practicar «lectura, escritura, escucha y expresión oral». Algunos recursos como «libros de ejercicios, aplicaciones móviles, sitios web y materiales de estudio específicos ayudan a preparar la prueba», comenta.

También valora la importancia de ampliar el vocabulario de inglés progresivamente, pero llevándolo a la práctica en diferentes contextos. Para ello, precisa que algunas actividades que ayudan son leer libros, periódicos, revistas o ver películas y series en inglés.

En este punto, Sparks apuesta por mejorar la comprensión auditiva escuchando audiolibros, podcasts, programas de radio y noticias en inglés, intentando identificar palabras clave, temas principales y detalles importantes mientras escuchamos.

Asimismo, aconseja leer regularmente, ya que la lectura en inglés ayudará a mejorar la comprensión lectora, el vocabulario y gramática. Un ejemplo de actividad puede ser leer una variedad de textos, incluyendo ensayos, artículos de periódicos, historias cortas y textos académicos. Por último, hace hincapié en la importancia de practicar la expresión escrita; dar clases o buscar tutor que facilite apoyo en el proceso, con el fin de mejorar habilidades específicas y preparar para la prueba de una forma más efectiva

Comentarios
tracking