04 de octubre de 2022

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonés, tiene trabajo por delante si quiere recuperar los ingresos por turismo de su región.

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonés, tiene trabajo por delante si quiere recuperar los ingresos por turismo de su región.DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS

Análisis económico

Hasta junio ingresamos 4.500 millones menos por turismo; el 70 % de la caída se debe a Cataluña

Solo en el mes de junio Cataluña supone el 96 % de las pérdidas de ingresos de España

Hemos visto que, por muchas alharacas, notas de prensa triunfalistas, uso de los medios públicos y privados, para anunciar que el turismo volvió y que hemos recuperado nuestra posición mundial, los números son tozudos y no cuadran.
Sin duda hemos ingresado más que en el 2020 y en el 2021. Es una verdad absoluta.
El resto es una patraña para mantener dopada a la opinión pública con la idea de que el Gobierno va a salvarnos.
Los datos de la caída de empleo en julio han sido aterradores. No lo son tanto porque el empleo haya caído en 3.230 empleos o 7.366 afiliados, sino porque desde julio de 2008 esto no se producía. Demuestra que España ha entrado en crisis y no lo ha hecho por la guerra de Ucrania, sino por la mala gestión de un Gobierno que no ha sabido manejar la inflación, que no ha bajado los gastos públicos, sino que los ha incrementado, que no ha deflactado las bases de cotización del IRPF y que no ha tomado ninguna medida para evitar la caída del consumo. En definitiva, un Gobierno que nos está abocando a que ni siquiera en el 2022 consigamos recuperar el PIB real de 2019.
La crisis va a ser larga y duradera. Larga porque cada mes que pasa sin tomar medidas no solo es un mes que perdemos, sino que además es un mes más que alargamos la agonía. Duradera porque hasta que no caiga este Gobierno, va a durar la crisis, y este Gobierno quiere estar, incluso a costa que desaparezca el PSOE, en las municipales y autonómicas de mayo y llegar a que Pedro Sánchez esté durante 6 meses en el «candelabro» como presidente anfitrión de la UE.
Pero vayamos a los datos de ingresos por turismo y por comunidad para ver hasta dónde nos está doliendo y hasta dónde nos puede doler. En el mes de junio, los ingresos por turismo alcanzaron los 8.993 millones de euros. Comparados con la misma fecha de 2019, supone una caída de ingresos del 7,2 %, que equivale a una bajada de ingresos de 694 millones de euros.
Tenemos tres comunidades que crecen; dos lo hacen en pequeños porcentajes: Baleares, que crece en junio un 1,4 % e ingresa 30 millones de euros más, y Canarias, que sube un 2,1 % y suma 24 millones más de ingresos.
La Comunidad Valenciana consigue crecer un espectacular 15,3 % con respecto al 2019 y suma 140 millones más de ingresos.
El resto decrece. Andalucía cae un 5,1% y se deja 63 millones de euros; Madrid baja también un 5,2 % y 56 millones; el resto de comunidades disminuye un 15,8 % y se deja 103 millones de ingresos. Cataluña continúa con su sangría personal, que nos afecta a todos. Decrece un 26,5 % y pierde 665 millones. Con esta bajada Cataluña supone en el mes de junio el 96 % de las pérdidas de ingresos de España.
Si este análisis lo llevamos a los 6 meses de historia de este año, nos encontramos que hemos perdido 4.484 millones de euros, lo que supone un decrecimiento del 11,1 %. En el año 2019 ingresamos por turismo 40.252 millones y este año nos hemos quedado en 35.768 millones.
Hay dos comunidades que a junio tienen crecimiento sobre 2019. Una es Baleares, que lleva un crecimiento acumulado del 7,6 % que supone un incremento de 413 millones y le permite convertirse en la tercera comunidad con más ingresos por turismo con 5.818 millones.
La otra es la Comunidad Valenciana, que sube un 3,3 %, suma 128 millones de euros más que en 2019 y sigue en la sexta posición en volumen de ingresos, pero está muy cerca de sobrepasar a Madrid.
Canarias es la comunidad que más lleva ingresado a junio con 8.083 millones de euros, pero cae con respecto a 2019 un 2,0 %. Le supone perder 166 millones de euros.
Andalucía, que con 4.888 millones de ingresos se coloca en la cuarta posición en importancia, decrece un 11,2 % y se deja 614 millones.
Madrid, que todavía mantiene la quinta posición con 4.225 millones, está frenando su caía, pero decrece un 17,5 % y baja 898 millones de euros.
Las otras comunidades, que entre todas suman 2.458 millones, decrecen un 9,5 % y se dejan un 277,1 %.
Y por último, Cataluña, que con 6.238 millones de ingresos pierde la primera posición, cae un 33,3 % y pierde 3.119 millones de euros. Esta bajada supone el 70 % del descenso de los ingresos del turismo a nivel nacional. Es realmente preocupante que una sola región baje en los 6 primeros meses del año un 33,3 % sus ingresos y que no haga nada para recuperar esa situación de pérdida.
Muy posiblemente los crecimientos de las Islas Baleares y la Comunidad Valenciana tienen algo que ver con la caída de los ingresos de Cataluña. Si es así, esta pérdida para Cataluña va a ser difícil de recuperar.
Lo siento por Cataluña, pero la verdad es que por quien más lo siento es por España. Una Cataluña arruinada es un problema muy grave para España y los españoles.
Comentarios
tracking