09 de diciembre de 2022

La compra definitiva de Twitter podría desembocar en un cambio drástico de la red social a manos de Musk

La compra definitiva de Twitter podría desembocar en un cambio drástico de la red social a manos de MuskGTRES

Redes sociales

El salvaje regreso de Musk a Twitter tendrá cinco consecuencias en 2023

El magnate está de vuelta, no se sabe muy bien la finalidad de esta compra, pero se esperan cambios de cara a un año convulso

Todo lo que ha hecho Elon Musk desde su decisión de comprar Twitter hasta el día en el que tome posesión de la red social pertenece a un plan perfectamente calculado por el sudafricano. Otra cosa es que nadie sea capaz de entender la finalidad de la compra y, mucho menos, el reguero de violencia verbal, catástrofes económicas y litigios que ha dejado por el camino.
Parece que Musk ha querido remover el avispero. Llamar la atención a la Administración Biden, señalar las irregularidades de las redes sociales, agitar los mercados… todo para acabar con un Proyecto X al que dará lugar la compra de Twitter, como el mismo Musk ha desvelado en Twitter.
Parece que la compra se va a realizar para evitar enfrentarse en los tribunales. Musk tendría que demostrar que Twitter tiene demasiadas cuentas de bots y la empresa de Parag Agrawal podría negar una parte, pero asumiría el resto y perdería una parte importante del negocio.

Elecciones en EE.UU.

En noviembre de 2022 hay elecciones en Estados Unidos. No son presidenciales, pero son cruciales para decidir el rumbo del país, formalizar los aspirantes al Partido Demócrata y al Republicano y valorar el liderazgo de Joe Biden durante estos dos años.
Los republicanos aplauden la llegada de Musk a Twitter. Para ellos llegaría la justicia a las redes sociales y sus ideas serían tan válidas como las de los demócratas. Muchos perfiles republicanos decidieron poner rumbo a Parler tras la expulsión de Trump de Twitter, pero eso provocó que el discurso republicano se diluyera y acabase perdido.

Donald Trump

La relación entre los dos magnates es buena. Quizá no sea excelente, pero su forma de dirigir una empresa es muy similar. Musk pidió a Trump que le permitiera reabrir las fábricas de Tesla durante la pandemia en aquellos estados demócratas en los que se prolongó el confinamiento.
Trump repasó la actualidad mundial y cargó contra Elon Musk

Trump negó su vuelta a Twitter bajo el control de MuskAFP

La red social de Trump se ahoga en deudas y, aunque el expresidente advirtió de que no volvería a Twitter, si Musk toma el control, el ideario conservador retomaría su presencia.

Limpieza de 'bots'

Una las críticas de Musk a Twitter es que tiene demasiadas cuentas falsas. Twitter apenas reconoce el 1 % para evitar asumir que su negocio no tiene base como para pedir suscripciones. Con Musk desaparecerían millones de cuentas sin uso aún a riesgo de reducir drásticamente su público.

Proyecto X

Musk no sabe hacer otra cosa que no sean negocios y ganar dinero. Si toma Twitter ya sabemos que desaparecerá Twitter Blue, un sistema de suscripción con funciones premium, y no habrá criptomonedas en la red social.
Aquí entra su famoso Producto X que, según Musk, tendría 104 millones de suscripciones en 2028 y sería el verdadero negocio sobre el que giraría Twitter.

Adiós, Parag Agrawal

Aunque Musk y Agrawal, CEO de Twitter, dicen tener buena relación, incluso haber cenado juntos para hablar de negocios, el sustituto de Jack Dorsey tendría las horas contadas en la empresa si Musk finaliza la compra.
El cofundador de Twitter, Jack Dorsey

El cofundador de Twitter, Jack DorseyGetty Images via AFP

Pero no solo Agrawal, otros directivos de la empresa también saldrían porque Musk no ve un liderazgo claro en la empresa y así lo ha dicho en varias ocasiones en Twitter.
Los empleados de Twitter esperan a Musk de uñas. Un grupo apegado a ideas progresistas que no dudan en censurar según qué tipo de ideologías y que verían al dueño de Space X como un demonio de la derecha.
Comentarios
tracking