04 de julio de 2022

Irene Montero durante una videoconferencia

Irene Montero durante una videoconferenciaEfe

Juana Rivas recibe el apoyo de miembros del ministerio de Irene Montero pese a la sombra de abuso sexual a uno de sus hijos

«Justicia patriarcal» o «la ideología misógina a la ley» es lo que alegan para defender en redes sociales a esta madre condenada a prisión por la sustracción de sus dos hijos menores en 2017

El titular del Juzgado de lo Penal 1 de Granada, Manuel Piñar, ha decidido que no suspende la pena de prisión a Juana Rivas. El magistrado considera que Rivas es «un grave peligro para sus hijos», aludiendo a los «abusos sexuales» que sufrió uno de ellos «mientras estaba bajo su custodia».
A pesar de que estas revelaciones dan un giro más al suceso, varios miembros del Ministerio de Igualdad han expresado su apoyo a Juana Rivas en redes sociales.
«En el día de los DDHH es más grave aún que un juez haya evitado que Juana Rivas sea puesta en libertad, en contra del Indulto y la fiscalía, a pesar de todas sus denuncias por la violencia que ella y sus hijos han sufrido. Es violencia institucional. Estamos contigo, Juana», ha tuiteado la secretaria de Estado de Igualdad y contra la Violencia de Género, Ángela Rodríguez. El post ha sido retuiteado también por la ministra de Igualdad, Irene Montero. 
La delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, también ha mostrado su indignación: «No hay derecho. El Gobierno resolvió su indulto parcial; el Tribunal de Cagliari resolvió que Juana no es un peligro, y que los niños vinieran en Navidad; ni Fiscalía ni Arcuri se oponen a la suspensión de lo que resta de pena. No se puede imponer la ideología misógina a la ley».
Por su parte, la directora del Instituto de las Mujeres, Toni Morillas, se ha sumado a los mensajes pro Rivas: «Es violencia institucional. Insoportable esta justicia patriarcal que en lugar de proteger a las víctimas se ensaña con ellas y lanza un peligroso mensaje a TODAS las mujeres. Juana, no estás sola».
El titular del Juzgado de lo Penal 1 de Granada ha mantenido desde el inicio del proceso que cree que Rivas no se ha arrepentido, que existe reiteración de la conducta y que hay peligro para los hijos de Rivas y su expareja, el italiano Francesco Arcuri.
El abogado Rivas, Carlos Aránguez, ha anunciado que presentará una querella contra el juez por posible prevaricación judicial y calumnias al considerar que ha acusado a su cliente de permitir posibles abusos sexuales contra sus hijos.
El Gobierno concedió el indulto parcial a Rivas –que cumple condena en el Centro de Inserción Social Matilde Cantos de Granada– después de que fuera condenada en firme a dos años y medio de prisión por sustracción de menores al no entregar a sus hijos a su exmarido.
Comentarios
tracking