Fundado en 1910

24 de julio de 2024

Santiago Abascal y Giorgia Meloni, en una foto de finales de 2023

Santiago Abascal y Giorgia Meloni, en una foto de finales de 2023EFE

«Amores» pasajeros

Feijóo y el PP europeo dan por terminado su cortejo a Meloni: la italiana no se mueve del lado de Vox

El líder del PP viaja este lunes a Bruselas a la reunión del PPE. Los populares europeos rondaron a la primera ministra italiana durante la campaña, pero ahora seguirán cada uno por su lado

Ni el PP ni el PPE seguirán cortejando a Giorgia Meloni. Los populares han asumido y dan por descontado que la primera ministra italiana y su partido, Fratelli d’Italia, se quedarán donde están: en el grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos, que comparten con Vox y del que Meloni ha sido presidenta hasta ahora. Y con el que el PP no buscará un acuerdo formal para que su candidata, Ursula Von der Leyen, sea reelegida presidenta de la Comisión Europea -otra cosa serán los pactos puntuales-. Así lo señalaron fuentes de la dirección del PP a El Debate.

En la campaña de las europeas, Alberto Núñez Feijóo estableció una clara diferenciación entre Meloni y otros miembros de su grupo, como Santiago Abascal. «No son homologables», llegó a decir. Ello en previsión de que los populares europeos necesitaran a los parlamentarios de Fratelli tras las elecciones del 9 de junio, si con los socialdemócratas y los liberales no les daban los números.

Según estas fuentes, lo que ha terminado por ahuyentar a Meloni ha sido el hecho de verse sometida a una doble presión: por un lado, el PPE; por el otro, Marine Le Pen, la cabeza más visible del grupo Identidad y Democracia, que durante la campaña trató de seducir a la italiana para formar juntas un supergrupo en la Eurocámara; el segundo, por delante de los socialdemócratas. No obstante, no hay que olvidar que el PPE ya tiene un partido en Italia: Forza Italia, la formación del actual ministro de Exteriores de Meloni, Antonio Tajani. Pero solo aporta ocho eurodiputados a la familia. Fratelli sacó 24 escaños, cuatro veces más.

Feijóo viaja este lunes a Bruselas a la reunión del Partido Popular Europeo, el grupo más numeroso del Parlamento europeo, con 186 escaños frente a los 135 de los Socialistas y Demócratas, el de Pedro Sánchez. La correlación de fuerzas dentro del PPE ha cambiado, gracias al crecimiento del PP de Feijóo. La pasada legislatura, el PP aportaba al grupo 13 eurodiputados, menos de la mitad que la CDU alemana y menos, también, que sus partidos hermanos de Polonia y Rumanía.

Sin embargo, ahora el PP es, con sus 22 escaños, el tercer partido que más contribuye al PPE, por detrás de la CDU alemana, con 29, y de la formación del polaco Donald Tusk, con 23. Y el líder de los populares quiere utilizar esa fuerza sobre Von der Leyen, porque los populares consideran que, hasta ahora, no ha sido lo suficientemente combativa contra la amnistía.

Pero la reelección de la alemana también depende de los socialdemócratas de Sánchez, con quien Von der Leyen siempre ha tenido una buena relación. El presidente del Gobierno español es, además, el negociador de su grupo para el reparto de altos cargos en la UE, junto con el canciller alemán, Olaf Scholz.

«El señor Feijóo ha engañado a sus electores, diciendo que votaban para echar a Sánchez… y la realidad es que sus votos van a servir para que Sánchez continúe su golpe impunemente. El acuerdo de socialistas y populares en Bruselas es una grandísima estafa a los votantes del PP», denunció este viernes Santiago Abascal, en alusión a la permisividad de la presidenta en funciones de la Comisión Europea.

Vox nunca tuvo dudas de que Meloni iba a seguir en su equipo, a pesar de las carantoñas del PPE y de Feijóo. «No te emociones, porque Giorgia Meloni es una de los nuestros», le dijo el cabeza de lista de Vox a las europeas, Jorge Buxadé, durante un mitin de la pasada campaña. «Los abrazos, los besos, el cariño y la camaradería se los da Santiago Abascal», añadió.

A mediados de abril, el líder de Vox había viajado a Roma para reunirse con ella y afianzar su entente, que viene de cuando Meloni no era más que la exministra de Juventud de Silvio Berlusconi y la líder de un partido que, en 2018, había tenido un modestísimo 4,4 % de los votos en las elecciones de su país. Si bien es cierto que, un mes después, la ausencia de la italiana en el evento Europa Viva 24, en el que la sensación fue el argentino Javier Milei, dio pie a algunas especulaciones. Especulaciones que Vox siempre desmintió.

Comentarios
tracking