El candidato del PP a la Alcaldía de Sevilla, José Luis Sanz, ante la Casa Consistorial

El candidato del PP a la Alcaldía de Sevilla, José Luis Sanz, ante la Casa Consistorial

Entrevista 28-M | Candidato del PP en Sevilla

José Luis Sanz: «Me sorprende la obsesión de los candidatos del PSOE por evitar que los vinculen con Sánchez»

El aspirante del PP a la Alcaldía de Sevilla critica la «herencia» de Antonio Muñoz y se compromete a reducir la brecha entre los barrios y sacarlos del «abandono» generalizado que sufren

La batalla por la Alcaldía de Sevilla, principal feudo municipal del PSOE, puede decidirse por un puñado de votos, a tenor de las encuestas. Sin embargo, convencido de su victoria, el candidato del PP, José Luis Sanz, aspira a que todo el que cogió «la papeleta de Juanma Moreno» en junio del año pasado repita, en esta ocasión con él como cabeza de lista, para poder gobernar en solitario. Así lo manifiesta en esta entrevista con El Debate, donde también repasa la problemática de la ciudad, que bien se conoce tras recorrer sus calles y sus barrios durante 600 días de campaña.

Antonio Muñoz ha antepuesto su imagen, su marca personal, a las siglas del PSOE en esta campaña. ¿Esto le da más opciones a Muñoz de revalidar la Alcaldía?

–No, rotundamente no. A mí me sorprende, por un lado, la obsesión que tienen los candidatos de Pedro Sánchez por evitar que los vinculen con Pedro Sánchez o con el Partido Socialista. Segundo, ¿qué marca personal? Hay alcaldes socialistas que aguantarán esta ola contra Pedro Sánchez porque tengan en sus espaldas una buena gestión municipal y se hayan consolidado. No es el caso de Antonio Muñoz, que ni está consolidado, como prueba el grado de conocimiento que sale en todas las encuestas, ni tiene una buena gestión a sus espaldas.

La herencia que nos va a dejar el señor Muñoz después de siete años de delegado de Turismo, Urbanismo y Cultura y un año de alcalde es cargarse los túneles de la SE-40, infraestructura fundamental para la ciudad de Sevilla; dejarnos las residencias universitarias de la Avenida de la Palmera, que son auténticos mamotretos debido a una malísima gestión urbanística; un turismo que se empieza a desbordar en la ciudad de Sevilla por no haber planificado el número de plazas que nos hacían falta en apartamentos turísticos; una ciudad que ha perdido la capitalidad cultural de Andalucía, y una de las tres ciudades más sucias de España.

En su caso, la marca Juanma Moreno le da más opciones de alcanzar la Alcaldía que la marca PP, ¿no?

–Evidentemente. El efecto Juanma Moreno es brutal en Andalucía y también en la ciudad de Sevilla, donde en las últimas elecciones autonómicas los sevillanos votaron mayoritariamente a Juanma Moreno. Yo aspiro a revalidar ese resultado y a que todo el que cogió la papeleta de Juanma Moreno coja ahora también la papeleta de Juanma Moreno en las municipales, que pondrá José Luis Sanz como cabeza de lista.

Sevilla pierde población, y uno de los motivos es la falta de vivienda. ¿Qué tiene pensado hacer al respecto?

–Sevilla pierde población con respecto a ciudades como Zaragoza por la parálisis urbanística de Sevilla en los últimos ocho años. ¿Quién ha sido, por cierto, el delegado de Urbanismo durante siete años? Precisamente, el actual alcalde de Sevilla. No se ha construido vivienda, no se ha puesto suelo a disposición de los promotores, se nos han ido muchos jóvenes…, y después, muchos vecinos de Sevilla han encontrado más oferta de vivienda, a mejor precio y con mejor calidad de vida en casi cualquier municipio del área metropolitana de Sevilla.

Sevilla ni puede ni debe depender única y exclusivamente del turismo

Ha llegado a decir que en el centro no cabe ni una vivienda turística más. El problema no iría a más si no se conceden más licencias, pero tampoco se solucionaría, entiendo, ya que habría las mismas viviendas turísticas. ¿Se podría, o contempla, eliminar licencias?

–No, ya lo que se ha hecho no tiene arreglo. Ya lo que tenemos que tener claro es que, en estos momentos, en Sevilla no cabe ni un apartamento turístico más, fundamentalmente en el casco histórico, me refiero. El alcalde debería llevar unos meses trabajando con la Junta de Andalucía, que está preparando un decreto que puede permitir a los ayuntamientos poner tope a los apartamentos turísticos. Ahora ha anunciado en campaña que se va a sentar con la Junta, cuando debería haberlo hecho hace ya un año. Ése es otro de los grandes problemas del actual alcalde de Sevilla: siempre llega tarde a todos los problemas de la ciudad.

¿La economía de Sevilla depende demasiado del turismo?

–Sí, desgraciadamente sí. El turismo es la principal industria de Sevilla. Hay que cuidarlo y mimarlo, por cierto; pero otro de los grandes errores en estos ocho años ha sido basarlo todo en el turismo. El Partido Socialista pensó, primero el señor Espadas y ahora el señor Muñoz, que Sevilla podía vivir sólo del turismo, y Sevilla ni puede ni debe depender única y exclusivamente del turismo.

Sevilla no puede resignarse a no ser una capital empresarial, una capital tecnológica, una capital cultural y, por supuesto, también una capital industrial, porque en Sevilla quedan bolsas de suelo industrial, fundamentalmente en su área metropolitana, que también pueden ponerse en valor y beneficiar a la ciudad de Sevilla. Resignarse a que sólo podamos depender del turismo ha sido el gran error de los últimos años.

Según la encuesta de la OCU, Sevilla es la tercera ciudad más sucia de España, y Oviedo es la más limpia. ¿Se puede aplicar el modelo de limpieza de Oviedo en Sevilla?

–Claro que sí. Sevilla es una ciudad más sucia no porque, como dice el Ayuntamiento, el sevillano es un guarro o un incívico, no. Sevilla está asquerosa porque la empresa de limpieza municipal no funciona, y no funciona porque el alcalde puso al frente de la empresa a un recolocado de su partido que no era un profesional del sector. Así es imposible que la empresa funcione bien. Con un mal gestor, la empresa no ha planificado los incrementos de plantilla ni las inversiones en maquinaria que hacían falta.

Quiero ser el alcalde que reduzca la brecha cada vez más grande que hay entre los barrios de Sevilla

Sevilla vuelve a copar la lista de los barrios más pobres de España. Hace unos días estuvieron Juanma Moreno y usted en las Tres Viviendas, en Las Letanías. ¿Qué les trasladaron los vecinos? ¿Cuáles son sus preocupaciones?

–El abandono, pero no sólo en esos barrios, que son casos extremos. Yo empecé la campaña cuando faltaban 600 días para las elecciones. Lo que más me ha sorprendido de estos 600 días pateándome la ciudad, hablando con cientos de sevillanos, conociendo la problemática de los barrios, es el estado de abandono de los barrios. De verdad, yo no me lo esperaba.

Para colmo, la situación de estos barrios es lamentable. Tenemos a vecinos de Sevilla que no son ya vecinos de primera o de segunda división, son vecinos de quinta división, porque no han tenido a un alcalde que haya dado la cara por ellos, que haya coordinado los esfuerzos inversores que tienen que hacer la Administración central y la autonómica. Yo quiero ser también el alcalde que reduzca la brecha cada vez más grande que hay entre los barrios de Sevilla.

¿Qué necesitan estos barrios más desfavorecidos, concretamente?

–Necesitan, primero, políticas educativas en los colegios, planes de formación y muchos planes de empleo. Y segundo, hay que aplicar también en esos barrios medidas de transformación urbanística. En estos últimos años, el Partido Socialista ha convertido esos barrios en guetos o en islas, que no están ni siquiera conectados a la ciudad mediante transporte público. Hacen falta también políticas de vivienda. Hay que cuidar los espacios comunes de esos barrios. Los vecinos de esos barrios tienen que tener las mismas condiciones que en cualquier otro barrio de Sevilla. Yo aspiro a que en todos los barrios de Sevilla se viva igual de bien.

¿Usted está en contra del Plan Respira per se, porque cierra el centro al tráfico, o porque no se dan aún las condiciones de aparcamiento y transporte público para aplicarlo?

–Yo en este momento estoy rotundamente en contra del Plan Respira porque no se han hecho los deberes previos. Yo soy partidario de seguir peatonalizando, de seguir restringiendo el tráfico al centro de la ciudad; pero hay que hacer antes los deberes. ¿Y cuáles son los deberes? Primero, incrementar las líneas de transporte público eléctrico que tienen que entrar al casco histórico de Sevilla, y segundo, aparcamientos. En la ciudad de Sevilla no se hace un aparcamiento desde el año 2006, y ha crecido evidentemente el número de vehículos.

Cuando hagamos aparcamientos e incrementemos el transporte público eléctrico que tiene que entrar al centro, entonces seguiremos peatonalizando y nos plantearemos si hay que cerrar o no el tráfico en el centro. Pero plantear ahora el Plan Respira como la solución al centro, ni mucho menos. El Plan Respira es la puntilla para los comercios y los vecinos del centro. El Plan Respira es lo que definitivamente convierte al centro en un parque temático.

El voto al PP es el voto a la gestión al margen de las ideologías y el voto al centro al margen de los extremos

El presidente de su partido, Alberto Núñez Feijóo, insiste en un pacto con el PSOE para que gobierne la lista más votada tras las elecciones. ¿Usted dejaría gobernar a Antonio Muñoz si el PSOE es la lista más votada aunque le dieran los números con Vox para ser alcalde?

–Yo no estoy en esas quinielas todavía. Yo me quedo con la tendencia que veo en las encuestas, que marcan una tendencia siempre al alza del PP y siempre a la baja del Partido Socialista. Yo en los barrios, además, percibo ganas de cambio. Entre esa tendencia de encuestas electorales y esas ganas de cambio, estoy convencido, de verdad, de que voy a ser primera fuerza política. Yo aspiro a obtener una mayoría suficiente que me permita gobernar en solitario, alejándome de cualquiera de los extremos.

El voto útil del próximo 28-M en Sevilla es el Partido Popular. El voto a la gestión al margen de las ideologías y el voto al centro al margen de los extremos: ése es el voto al Partido Popular. Le recuerdo que con lo que puede pactar el señor Muñoz siendo segunda fuerza política es esa coalición de izquierda radical y antisistema que tan malos recuerdos le trae a la ciudad de Sevilla, con Monteseirín y Torrijos. La única opción que tiene el señor Muñoz siendo segunda fuerza política, como yo creo que va a ser, es reeditar el pacto que tiene Pedro Sánchez a nivel nacional.

Comentarios
tracking