07 de julio de 2022

Mónica Oltra en un acto de Compromís este sábado

Mónica Oltra en un acto de Compromís este sábadoEFE

Quién es quién en el caso de encubrimiento de abusos de Mónica Oltra

Magistrados, altos cargos de Conselleria de Igualdad, la acusación popular... Estos son los nombres propios en la causa judicial abierta contra la ya exvicepresidenta de la Generalitat Valenciana

Son muchas las personas investigadas o posiblemente implicadas en el supuesto caso de encubrimiento de abusos sexuales a una menor tutelada por parte de la Conselleria de Igualdad de la Generalitat Valenciana y a favor del abusador, Luis Eduardo Ramírez Icardi, exmarido de la ya exvicepresidenta Mónica Oltra o a favor de esta misma, para, como dice el propio escrito de Justicia, salvaguardar su carrera política. La prueba más evidente de dicho supuesto encubrimiento es la existencia de un informe parajudicial realizado en Igualdad en el que se trata a la menor de «poco creíble» y la aparición de una orden de alejamiento contra de Icardi dictaminada por Fiscalía, que nunca se ejecutó como tal y que no constaba, en principio por ningún lado, en la documentación del caso.

Mónica Oltra

La imputada exvicepresidenta de la Generalitat Valenciana es, por su condición pública y política, la figura más destacada en este caso si finalmente el fallo decidiera que tuvo que ver con el supuesto encubrimiento de abusos sexuales a la menor tutelada. En todo este año y dos meses de investigación motivada por una querella interpuesta por la plataforma Gobiérna-te, como acusación popular, la recién dimitida líder de Compromís se ha contradicho al declarar primero que fue ella quien encargó el expediente parajudicial que perjudica a la menor y, posteriormente, negarlo. Oltra ha sostenido, en cada declaración que ha efectuado respecto al caso, que tanto ella como su Conselleria actuaron de forma regular y para el beneficio de la menor abusada, pero las pruebas existentes aparentemente indican lo contrario y apuntan más bien a una negligencia en las actuaciones y absoluta desprotección. Por otro lado, la credibilidad de Oltra está en entredicho por cómo ha gestionado su imputación, que ha terminado por precipitar su dimisión de todos los cargos este martes.
Mónica Oltra en el pleno de las Cortes Valencianas en 2019 y su lema sobre Camps: "Se busca. Sólo vivo"

Mónica Oltra en el pleno de las Cortes Valencianas en 2019 y su lema sobre Camps: «Se busca. Sólo vivo»EFE

La que con camisetas y mucha insistencia pedía desde la oposición la dimisión de Francisco Camps, por el hecho de estar imputado en la causa archivada de los famosos trajes de Valencia, es ahora quien ha tardado cinco días en dimitir tras ser imputada por un juez, señalada por un posible encubrimiento de abuso sexual de menores. Del discurso del «yo me iría a casa el día que me viera imputado o vilipendiado» en alusión a Camps, pasó al de «esta es una postura ética, estética y política, no es personal y cualquier comparación con el comportamiento corrupto del PP es odiosa». De hecho, Oltra ha basado su defensa en asegurar que todo el caso no es más que una «cacería de la extrema derecha». Este martes, Oltra anunciaba su dimisión en torno a las 17:00 horas de la tarde, tras varios días de especulaciones en torno a su posible salida de la vida política.

Gobiérna-te

La extrema derecha a la que alude Oltra cuando salta ante los micrófonos a defender su inocencia, no es más ni menos que la plataforma Gobiérna-te: la acusación popular que interpuso la querella contra ella y ocho altos cargos de la Generalitat y gracias a la que se destapó el caso llevándolo ante la Justicia valenciana. Pero, ¿qué tiene que ver la llamada extrema derecha con esta plataforma? Su presidenta, la periodista Cristina Seguí, fue fundadora del partido Vox en Valencia e incluso llegó a liderarlo por unos meses, pero al poco decidió desvincularse de la formación. Seguí ha denunciado en repetidas ocasiones el acoso y derribo de Oltra contra ella, vetándole la entrada a sus ruedas de prensa en el Consell. La pugna entre ambas es evidente en redes sociales e incluso dentro de los propios plenos del parlamento valenciano, donde la exvicepresidenta ha llegado incluso a mostrar imágenes de Seguí para ensuciar su imagen pública. Además, Oltra ha presentado hasta dos querellas contra la periodista.

Miquel Real

El jefe de gabinete de vicepresidencia y primer exmarido de Mónica Oltra, podría ser una nueva pieza en el rompecabezas del caso. La vicepresidenta, en sus declaraciones, asegura que al enterarse de los abusos de su marido a la menor, con el que todavía convivía, mantuvo una conversación «telefónica» con Miquel Real para trasladarle la necesidad de «averiguar qué había pasado». Las conclusiones que se extraen de las declaraciones de la vicepresidenta es que tras la conversación con Oltra, al parecer fue él quien dio la orden de iniciar este expediente parajudicial a la directora general de Infancia de la conselleria, Rosa Molero, con el que se desacredita a la víctima. La acusación popular así lo estima y así lo ha hecho constar en su nuevo escrito de alegaciones al TSJCV, por lo que podría estar hablándose de corresponsabilidad de Real en el delito de supuesto encubrimiento.

Rosa Molero

Tras aparecer su nombre en varias ocasiones en las declaraciones de varios investigados en la causa abierta, Rosa Molero, directora general de Infancia y Adolescencia de Igualdad, número dos y mano derecha de Mónica Oltra, fue llamada a declarar ante el juez también como imputada ya que las versiones de los investigados aseguraban que las órdenes de la apertura del citado expediente «irregular» les habían llegado por parte de ella. De los trece investigados y ante el juez, Molero incitó una nueva polémica: negó haber recibido ninguna orden de Oltra contradiciendo incluso a la propia vicepresidenta, que en aquellos días reconocía públicamente que ella había sido la encargada de ordenar la apertura del expediente. Su labor al frente del departamento también se ha visto desacreditada puesto que los actos llevados a cabo esos días con la menor tutelada no cumplieron con el deber a su protección.

Carmen Fenollosa

La también investigada y directora territorial de Igualdad y Políticas Inclusivas de Castellón, Carmen Fenollosa, ha sido una de las declaraciones clave en el proceso de investigación que el juzgado de instrucción número 15 de Valencia ha llevado a cabo llamando a declarar a 13 cargos de la Generalitat. En su defensa, el abogado de Fenollosa extrajo prácticamente por error un documento hasta entonces desconocido: la orden de alejamiento contra Icardi que Conselleria recibió, pero no acató. Es más, se mantuvo oculto. Una orden que llegó a Igualdad el 28 de julio, una semana antes de la citación judicial contra Icardi que Oltra recibió en su domicilio el 4 de agosto de 2017. Por tanto, un documento que de nuevo pone en entredicho lo afirmado por Oltra; que supo de los abusos ese 4 de agosto. Para rematar el asunto, Fenollosa aseguró ante el magistrado que Oltra sí tuvo conocimiento de esa orden de alejamiento, sin detallar, eso sí, qué día.

Vicente de los Ríos

Es el juez que ha iniciado la investigación en el juzgado de instrucción número 15 de Valencia, por el que han pasado los 13 cargos de la Generalitat imputados en esta supuesta «orquesta» de encubrimiento y el que «asombrado» ante los hechos que fue descubriendo pidió la imputación de Mónica Oltra al Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana –ya que es el órgano que puede llamarla a declarar por ser aforada– para «poder seguir avanzando con la investigación». Ahora, y tras la imputación de Oltra, el caso ha quedado en manos del magistrado Antonio Ferrer, quien asume la causa en su integridad y será ante quien tenga que responder Oltra el próximo 6 de julio.

Luis Eduardo Ramírez Icardi

El exmarido de Mónica Oltra y abusador de la menor fue condenado a cinco años de prisión por la Audiencia Nacional por un delito continuado de abuso sexual a la menor tutelada por la Generalitat entre finales de 2016 y principios 2017, cuando ella tenía 13 años. El primer fallo condenatorio lo recibió el 2 de diciembre de 2019, dos años y medio después de que la menor notificara los abusos del entonces marido de Oltra a los responsables del centro tutelado sin que estos actuaran en consecuencia. Fue una denuncia interpuesta por Fiscalía de menores la que inició el procedimiento penal contra Icardi. No obstante, antes de ser condenado, Icardi no fue relegado de sus funciones y siguió trabajando con menores, incluso pese a haber recibido una orden de alejamiento contra él. Además, Icardi ha recurrido en varias ocasiones el fallo condenatorio y a día de hoy sigue sin haber pisado la cárcel. Se encuentra a la espera del recurso de casación que interpuso ante el Supremo.
Por otro lado, una de las cuestiones que se debaten en la actualidad mediática es si Oltra siguió viviendo con él tras conocer los abusos. En respuesta a los medios, Oltra se ha referido a que «compartían inmueble», queriendo desvincular cualquier sentimiento de por medio. Los hechos son que, según sus declaraciones, ella supo de los abusos un 4 de agosto de 2017 y se divorciaron el 30 de agosto de ese mismo año. No obstante, él siguió empadronado en el domicilio común hasta nueve meses después de que ella se enterara de los abusos.

La víctima

María Teresa T. M. es la víctima de abusos sexuales del exmarido de Oltra mientras residía como menor tutelada por la Generalitat en el centro de menores Niño Jesús de Valencia a la edad de 13 años. Cuando se produjo la primera vista oral contra su agresor, ahora condenado, Teresa fue trasladada a esa vista con grilletes y custodiada por unos agentes. Un gesto de desprotección ante la menor por parte de Conselleria que disgustó incluso a la juez encargada de la vista, quien le pidió perdón.
A día de hoy Maite no ha recibido ninguna disculpa más por boca de los que claramente –según las conclusiones de la Justicia– la desprotegieron ante los abusos. De hecho su abogado denuncia que no le han facilitado ningún recurso ni ayuda tras salir del centro al cumplir los 18 años. Fue en ese momento en el que junto a su novio rehízo su vida. Ambos se pusieron a trabajar en un hospital privado de Torrevieja pero, a los meses, el Pacto de Botánico, liderado por Ximo Puig y Mónica Oltra como vicepresidenta, convirtió el centro sanitario en público y les despidió a ambos. La pareja mantiene una querella contra la conselleria de Sanidad por este motivo. La fecha fijada para el juicio está prevista para el 26 de enero de 2023, a las 10:50 horas de la mañana.
Comentarios
tracking