04 de febrero de 2023

El Príncipe Andrés y Virginia Giuffre

El Príncipe Andrés y Virginia Giuffre

El Príncipe Andrés evita el juicio por violación tras llegar a un acuerdo económico con Virginia Giuffre

La cifra exacta con la que compensará el hijo de Isabel II a Giuffre forma parte del acuerdo «confidencial» pero el Duque de York también hará una donación a una asociación de víctimas de abuso sexual

EPríncipe Andrés saldrá de esta humillado, sin títulos, y con un agujero en el bolsillo, pero se librará de los tribunales. Virginia Giuffre, que lo acusó de abusar sexualmente de ella cuando aún era menor de edad, aceptó su propuesta de acuerdo económico para evitar ir a juicio. El caso formó parte del asunto Jeffrey Epstein, financiero pedófilo que abusó de menores en las años noventa, y se codeaba con el Duque de York en Londres y Estados Unidos.
La disputa duró meses; Giuffre alega que conoció a Ghislaine Maxwell, pareja y cómplice de Epstein, a los 17 años. De su mano, llegó a la mansión del financiero en Palm Beach en el año 2000, donde sufriría casi una década de abusos sexuales. En la denuncia, describe cómo viajó a Londres para conocer al Príncipe Andrés, quien, aun sabiendo que la chica era menor de edad, tuvo relaciones con ella en tres ocasiones. El Príncipe niega cualquier acusación y llegó incluso a jurar que nunca había visto a Giuffre antes (aunque circule por las redes una foto de ambos juntos).
Andrés ya sugirió en su momento sellar el asunto a través de medios económicos, pero Giuffre rechazó la propuesta. Lo hacía, según explicó, para «destapar la verdad» y «demostrar que los ricos y poderosos no están por encima de la ley». Visto lo visto, ha cambiado de idea: aceptará una suma de dinero, por ahora confidencial, del Duque de York. Además, obligará a su presunto violador a hacer, según una declaración conjunta, «un donativo sustancial en apoyo a las víctimas de abusos sexuales».
El acuerdo entre Giuffre y Andrés llega a pocas semanas de una comparecencia judicial programada para el hijo de Isabel II, donde habría sido interrogado por los abogados de la víctima. La familia real inglesa quería evitar a toda costa un juicio público. La Reina de Inglaterra despojó a su hijo predilecto de todos sus títulos el pasado enero, para que enfrentase el caso contra Giuffre como un ciudadano normal.
Comentarios
tracking