09 de diciembre de 2022

El presidente peruano, Pedro Castillo, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, y el subsecretario de la OEA, Néstor Méndez

El presidente peruano, Pedro Castillo (Iz) el secretario general de la OEA, Luis Almagro, y el subsecretario, Néstor Méndez en LimaPaolo Aguilar / EFE

Asamblea General de la OEA

Almagro, sobre el control británico de las Islas Malvinas: «Es un resabio colonial inadmisible»

La Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó por aclamación una resolución que defiende «los legítimos derechos» de Argentina sobre las islas

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, afirmó este viernes que la situación de las Islas Malvinas supone «un resabio colonial» que «no es admisible».
«Se necesita una solución pacífica y negociada, este resabio colonial no es admisible, reconocemos la integridad territorial de Argentina», dijo Almagro al intervenir en el LII periodo de sesiones de la Asamblea General que se celebra en Lima y abordó en su tercera y última jornada la situación en el archipiélago.
Durante la misma, el secretario general mostró su apoyo a «esta declaración que reafirma lo expresado por la organización históricamente, que los derechos territoriales inalienables de Argentina sobre Malvinas, Georgia del Sur y Sandwich del Sur van juntos con la posición de esta región, que se necesita una solución pacífica y negociada».
«Definitivamente no resultan admisibles las exploraciones o modificaciones unilaterales que se hagan sobre plataforma o mar territorial», subrayó Almagro.
Finalmente, afirmó que la Secretaria General de la OEA «valora especialmente la solidaridad hemisférica con la República Argentina ante este reclamo».

Legítimos derechos de Argentina

Brasil presentó el proyecto de declaración durante la cuarta sesión plenaria de la LII Asamblea de la OEA, que se celebra en Lima, y que expresó el «firme apoyo» de los países americanos «a los legítimos derechos de Argentina sobre las Islas Malvinas»
En ese sentido, el embajador brasileño, Octavio Brandelli, señaló que la «Declaración sobre la cuestión de las Islas Malvinas» remarca que este es un «tema de interés hemisférico permanente» y recuerda que el Reino Unido es observador de la OEA, lo que «refleja los principios y valores comunes» con América.
Perú enfatizó que su apoyo a la causa argentina «se trata de una conducta histórica» y aseguró que el presidente Fernando Belaunde (1980-1985) «dejó muy alto el nombre del Perú, de Argentina y de la región en su conjunto» al apoyar diplomática y militarmente a Buenos Aires durante la guerra de 1982.
«Todos los mandatarios y gobiernos del Perú, incluyendo el actual, han seguido una línea de conducta similar, y esa no va a variar en el futuro, por eso apoyamos este proyecto sin ninguna reserva», sostuvo el representante peruano, Harold Forsyth.
La representante de Panamá, María del Carmen Roquebert, expresó por su parte, el firme apoyo de su país al reclamo de Argentina y aseguró que «hay causas que no son causas nacionales sino latinoamericanas», tras lo cual el embajador Héctor Arce, representante de Bolivia, también manifestó su apoyo «contundente» a la resolución.
El embajador de Chile, Sebastián Kraljevich, sostuvo, a su turno, que su país mantiene una «política de Estado» desde 1992 «que reconoce los legítimos derechos de Argentina sobre Islas Malvinas» al tiempo que agregó: «Chile y el presidente (Gabriel) Boric han manifestado este reconocimiento», enfatizó el representante chileno.
Comentarios
tracking