Fundado en 1910

23 de julio de 2024

Imagen del lanzamiento de prueba de un misil Zircon desde la fragata Admiral Groshkov

Imagen del lanzamiento de prueba de un misil Zircon desde la fragata Admiral GroshkovRussian Defense Ministry

Ucrania se marca un reto casi imposible: localizar y destruir el sistema de misiles hipersónicos Zircon

Ucrania sufrió un ataque ruso con un misil de crucero hipersónico Zircon y se pregunta de dónde vino

El miércoles, drones ucranianos hundieron un nuevo buque ruso en aguas del mar Negro. Se trata del Tsézar Kunikov, un buque de desembarco que se une así a la larga lista de poderosos barcos de la Flota Rusa del Mar Negro destruidos por Ucrania.

Antes del Tsézar Kunikov las fuerzas ucranianas lograron hundir la corbeta lanzamisiles Ivanovets, el buque de desembarco Saratov, el crucero lanzamisiles Moskva, el buque de desembarco Olenegorski Gornyak, el buque de desembarco Minsk, la corbeta lanzamisiles Askold y el buque de desembarco Novocherkassk.

Las fuerzas ucranianas, en serios apuros para contener los avances rusos en tierra, están logrando importantes triunfos en el mar, donde han puesto en serios aprietos a la flota rusa.

Aunque la guerra de Ucrania es, esencialmente, una guerra terrestre, el dominio de los mares es esencial para, por ejemplo, reducir drásticamente la capacidad rusa de realizar bombardeos sobre las ciudades ucranianas, ya que gran parte de los misiles se lanzan desde buques lanzamisiles en el mar.

En ese sentido, Ucrania se enfrenta a un nuevo y complejo reto: neutralizar el buque, o la lanzadera terrestre, desde el que Rusia lanzó recientemente su nuevo y poderoso misil de crucero hipersónico Zircon.

Misiles hipersónicos

Misiles hipersónicosKindelán

El misil se lanzó en uno de los últimos ataques rusos sobre edificios residenciales de Kiev el 7 de febrero, pero, por sus características, fue imposible de detectar y de establecer su origen de lanzamiento.

Según confirmó el ministerio de Defensa británico, el análisis de los escombros del misil permitió confirmar que se trataba de un misil con «características del misil 3M22 Zircon». La gran pregunta ahora es: ¿desde dónde se lanzó?

Aunque el misil se puede lanzar tanto desde tierra como desde mar, Rusia sólo ha informado de su instalación en el buque lanzamisiles Almirante Gorshkov. El misil se ensayó con éxito en 2022 en el mar de Barents.

Este buque sería, por el momento, el único dotado de esta arma. El buque pertenece a la Flota rusa del Norte y recientemente ha navegado desde el océano Atlántico con destino al mar Mediterráneo.

En virtud de la Convención de Montreux, el buque no puede cruzar el estrecho del Bósforo y de los Dardanelos, administrado por Turquía, mientras dure la guerra en Ucrania, por lo que su presencia en el mar Negro estaría descartada.

En cambio, ¿podría el buque haber efectuado el ataque sobre Ucrania desde el Mediterráneo?

En cualquier caso, se trataría de una línea roja. En el Mediterráneo Oriental está desplegada la OTAN y un lanzamiento ruso desde sus aguas significaría arrastrar a la región a la guerra.

¿Podría el Almirante Gorshkov haber burlado la Convención de Montreux y haberse introducido en el mar Negro? O, por el contrario, ¿habría dotado del Zircon a alguno de sus otros buques ya desplegados en el mar Negro, y con capacidad para transportar este tipo de misiles?

¿Ha desarrollado Rusia una lanzadera para el Zircon en tierra desde donde lanzar el misil ante la imposibilidad de hacerlo desde el mar Negro?

Ucrania, con ayuda de los servicios de inteligencia occidentales, está analizando el ataque para detectar el punto desde donde se ha lanzado.

Ya sea en el mar Negro o en tierra desde la Federación Rusa, las fuerzas ucranianas han demostrado que son capaces de destruir un objetivo de estas características. En ese sentido, está claro que el Zircon se ha convertido en un objetivo prioritario. Su destrucción daría un poderoso mensaje tanto al Kremlin como a los dubitativos aliados occidentales de Kiev.

Comentarios
tracking