Fundado en 1910

18 de abril de 2024

Una máquina quitanieves trabaja este martes en Riaño (León)

Una máquina quitanieves trabaja este martes en Riaño (León)EFE

La borrasca Dorothea traerá un «zarpazo invernal» con lluvia, viento y oleaje

Tras ella, la Aemet avanza que se prevé la entrada y el paso de otro frente en el tercio noroeste que dejará abundantes precipitaciones en Galicia y Cantábrico

Tras unos meses de enero y febrero con récord de temperaturas máximas, impropias para la temporada invernal, parece que la estación fría vuelve a hacer su aparición. Desde el pasado fin de semana se han registrado nevadas intensas en puntos de montaña, e incluso en capitales de provincia como León, así como lluvias en amplias zonas de España que han causado inundaciones y desbordamientos de ríos.
Todo ello acompañado de un descenso térmico que coloca las temperaturas en unos niveles más propios para la época. El mes que finaliza este jueves se despide con un aumento de las temperaturas aunque para el viernes, cuando comienza el mes de marzo, se espera que vuelvan a bajar y que se produzcan precipitaciones, sobre todo en el noroeste, así como heladas y fuertes rachas de viento, según ha detallado el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Cayetano Torres.
El portavoz ha precisado que, en las últimas 24 horas, se han producido precipitaciones «bastante importantes» en toda la cornisa cantábrica, especialmente en País Vasco y norte de Navarra, destacando los 69 litros por metro cuadrado (l/m2) recogidos en 24 horas en Azpeitia (Guipúzcoa), los 57 l/m2 cuadrado en Palma de Mallorca o 30 l/m2 en la provincia de Lugo.
Además, ha indicado que se han registrado «nevadas significativas» en los montes de la cordillera cantábrica, Pirineos y la Sierra de la Demanda, mientras que «las temperaturas máximas han estado muy por debajo de los valores normales para la época del año, con anomalías de más de menos 5 grados en gran parte del territorio, a excepción de Cataluña y Canarias, donde han estado por encima de la media».
También se han registrado heladas que han dejado mínimas en Castilla y León de hasta -4 grados centígrados (ºC) en Cuéllar (Segovia), Pirineos (-12 ºC), el Alto de los Leones (-5 ºC) y Sierra Nevada (-9 ºC), así como viento intenso en toda la Península, Baleares y Canarias, soplando especialmente fuerte en Bajo Ebro y puntos del Pirineo.
Este miércoles, Torres ha detallado que en la Península y Baleares volverán las altas presiones por el oeste de la Península, con situación posfrontal en el resto de zonas y bajo la influencia de la borrasca Dorothea, que dejará en el extremo norte de la Península y norte de los sistemas central e ibérico cielos nubosos o cubiertos y precipitaciones menos abundantes que en días anteriores.
En cualquier caso, serán de nieve en los Pirineos, con acumulaciones significativas en la primera mitad del día, sin que se descarten en la ibérica norte. La cota de nieve se situará a cualquier cota en los Pirineos, subiendo a 1.000 a 1.400 metros; en el noroeste rondará los 1.000-1.400 metros, subiendo a 1.600-2.000 metros; en la ibérica norte, de 900 a 1.200 metros, subiendo de 1.400 a 1.800 metros, y en el resto, de 700 a 900 metros, subiendo de 1.200 a 1.600 metros.
Esta borrasca continuará afectando a Baleares, con abundante nubosidad y chubascos en el este del archipiélago, sin que se descarten en Pitiusas y Gerona, mientras que en el norte de Canarias, en las zonas montañosas se esperan cielos nubosos, sin descartar lluvias dispersas ocasionales, con cielos poco nubosos en el resto. Habrá probables brumas y nieblas en zonas de montaña de la mitad norte.
En cuanto a las temperaturas máximas, tenderán a aumentar, excepto en el extremo nordeste, Estrecho, Baleares y norte de Canarias, donde descenderán. Las mínimas irán en aumento en el noroeste, descendiendo en Pirineos y mitad sur, con pocos cambios en el resto.
Se esperan heladas en montañas de la mitad norte y del sudeste, meseta norte y este de la meseta sur, que serán débiles en general, siendo moderadas en Gredos, sierras del sudeste y más intensas en Pirineo; y seguirá soplando el viento intenso de componente oeste y norte en la Península y Baleares, fuerte o con intervalos de fuerza y rachas muy fuertes en el cuadrante nordeste-peninsular, puntos del sudeste, baleares y Melilla. En Canarias, soplará el alisio fuerte con rachas muy fuertes.
Para este jueves, 29 de febrero, continuará la influencia de la circulación atlántica, con cielos nubosos en la mitad norte y precipitaciones que afectarán al Cantábrico oriental y oeste del Pirineo. Torres ha subrayado que se espera la entrada y paso de un frente desde el noroeste, que hará aumentar la nubosidad, intensificando las precipitaciones y extendiéndolas a Galicia, resto del Cantábrico y Pirineos, Alto Ebro, Meseta Norte y Sistema Ibérico, sin que se descarten en la meseta sur y sierras de Andalucía oriental.
Ha puntualizado que pueden ser de nieve en montañas y zonas próximas de la mitad norte, con acumulaciones mayores en el Pirineo y en la Cantábrica occidental, situándose la cota de nieve en la mitad norte peninsular entre los 1.200 y 1.600 metros, bajando a 700 metros de oeste a este.
También se esperan brumas y bancos de niebla matinales en zonas de la mitad norte y tercio occidental peninsular. En el este de Baleares, todavía se darán intervalos nubosos sin descartar algún chubasco aislado y en el resto, predominarán los cielos poco nubosos. En Canarias, habrá un aumento de la nubosidad que será más abundante en el norte de las islas montañosas, donde se esperan precipitaciones sin que se descarten en el resto.
Ese día, las temperaturas máximas aumentarán en la mayor parte del país, aunque hay descensos previstos en el noroeste y Canarias; y las mínimas tenderán a descender en el tercio norte. Se esperan heladas débiles en zonas de la montaña de la mitad norte y sudeste peninsular, meseta norte y este de la meseta sur, que serán más intensas en Pirineos. Se prevén rachas muy fuertes de viento en el Bajo Ebro y alisios con intervalos de fuerte y rachas muy fuertes en zonas expuestas.

Marzo trae nuevos frentes

De cara al viernes, 1 de marzo, se esperan chubascos en la primera mitad del día en el noreste y Baleares, que se desplazarán del noroeste a sudeste e intervalos en el extremo oriental del Cantábrico, Pirineo, este de Baleares y con posibilidad de granizo en puntos del litoral catalán, tendiendo a remitir a lo largo del día.
El portavoz ha avanzado que se prevé la entrada y el paso de otro frente en el tercio noroeste que dejará abundantes precipitaciones en Galicia y Cantábrico, acompañadas de tormenta en los litorales cantábricos y con acumulaciones de nieve en montaña de 5 centímetros en el oeste de la Cantábrica, con la cota situada entre los 900 y 1.200 metros, subiendo de 1.200 a 1.400 metros y en el Pirineo a cualquier cota, subiendo de 1.200 a 1.400 metros.
Además, se esperan cielos nubosos en Canarias con precipitaciones abundantes en el norte de las islas de mayor relieve, pudiendo darse de forma ocasional en el resto. Se prevén rachas muy fuertes de viento en Canarias, norte de Galicia, Cantábrico, Bajo Ebro y Ampurdán.
Las temperaturas tenderán a descender de forma generalizada por lo que las heladas ganarán en intensidad y extensión afectando a buena parte del interior de las mitades norte y este peninsulares.
De cara al fin de semana entrará un nuevo frente por el noroeste que irá dejando precipitaciones según avance el día, de noroeste a sudeste sin afectar al litoral mediterráneo. Las precipitaciones serán más abundantes en el tercio noroccidental y en los Pirineos al final del día, en forma de nieve y con bajada de las temperaturas en prácticamente todo el territorio menos en Andalucía occidental, Baleares y Canarias. En Canarias, habrá precipitaciones que afectarán al norte de las islas de mayor relieve aunque tenderán a dimitir.
De cara al domingo, se esperan precipitaciones en Galicia, Cordillera Cantábrica, Andalucía y Baleares a primeras horas pero los cielos quedarán poco nubosos en el transcurso del día, a excepción de Galicia donde un nuevo frente entrará por la tarde. Habrá intervalos nubosos en el norte de Canarias, con posibilidad de precipitaciones en el norte de las islas de mayor relieve y cielos poco nubosos en el sur.
Las temperaturas seguirán descendiendo, menos en el tercio noroccidental donde subirán y las heladas serán más intensas en la cordillera Cantábrica, Castilla, León y Pirineos.
Comentarios
tracking