Fundado en 1910

18 de mayo de 2024

Los jugadores del Atlético de Madrid celebran el segundo gol ante el Celtic

Los jugadores del Atlético de Madrid celebran el segundo gol ante el CelticEFE

Borussia Dortmund - Atlético de Madrid, en directo: vuelta de los cuartos de Champions en vivo

El equipo colchonero viaja al Signal Iduna Park para medirse al conjunto borusser con el objetivo de pasar a semifinales

Relanzado por la versión diferencial que recuperó contra el Girona, Antoine Griezmann lidera el asalto a las semifinales de la Liga de Campeones del Atlético de Madrid frente al Borussia Dortmund y el intimidante 'muro' del Signal Iduna Park, pero también contra la barrera de los cuartos de final, insuperable en las últimas seis ediciones, y su inseguridad como visitante, con nueve derrotas en sus últimas 15 salidas.
Enfrente, una de las tribunas más volcánicas, ruidosas y multitudinarias del fútbol europeo. La leyenda del 'Muro'. También un equipo, quinto en la Bundesliga alemana, de la que fue subcampeón hace una año, al que desbordó en el primer tiempo en el estadio Cívitas Metropolitano, pero que sobrevivió a la ofensiva, se rehizo en el descanso y discute ahora la clasificación por las semifinales, a las que no alcanza el Atlético desde 2016-17.
En ese panorama, Griezmann se antoja decisivo para el Atlético. Entre los máximos goleadores de esta edición de la Champions, sólo superado por Harry Kane, con siete por los seis tantos suyos, a la altura de Kylian Mbappe y Erling Haaland, también ha logrado más dianas que nadie en esta temporada en la plantilla rojiblanca, con 21, pero, sobre todo, pertenece a esa clase de futbolistas sobre los que gira cada lance clave, del que depende mucho el desenlace.
Ensombrecido en los últimos tiempos por un bajón de juego, una sequía goleadora inesperada (un tanto en sus doce encuentros previos al 'doblete' que le marcó el pasado sábado al Girona, cuando capitaneó la remontada) y un esguince en el tobillo derecho que lo ha mermado, en la ida se reencontró a sí mismo, pero aún más lo hizo ante el Girona.
Lo necesita el Atlético, sea cual sea la propuesta con la que salga en Dortmund. Por la posesión o al contragolpe. Por la defensa o por el ataque. Por la contención o por la ambición. En todos esos guiones, el papel de Griezmann será crucial para el conjunto rojiblanco, cuyo once será prácticamente un calco del que surgió en el encuentro de ida.
La única novedad prevista deriva de una sanción: Mario Hermoso, baja en la ida por lesión, por Samuel Lino, fuera de la vuelta por ciclo de tres tarjetas amarillas. El vacío en el carril izquierdo que supone la ausencia del brasileño lo cubrirá Simeone con César Azpilicueta, que pasa de central zurdo en la ida a lateral en la vuelta, enfrentado a la velocidad rival. Por la otra banda jugará Nahuel Molina.
Son dos sectores delicados en el partido de este martes, por el despliegue desbordante de los futbolistas del Dortmund, que provocan vértigo cuando encaran con espacios. Jadon Sancho y Donyell Malen, el máximo goleador del equipo y reaparecido el pasado sábado de una lesión, aunque mostró aún no estar todavía al cien por cien, apuntan a la titularidad en los extremos en el Borussia Dortmund, con Karim Adeyemi como recurso en el banquillo.
El portero Jan Oblak, sin su marco a cero en los últimos diez choques y sólo en uno de los 15 más recientes; los centrales Axel Witsel y José María Giménez, junto a Hermoso; los centrocampistas Marcos Llorente, Koke Resurrección y Rodrigo de Paul; y el delantero Álvaro Morata, con un gol en sus últimos quince encuentros, completan el probable once de Simeone, con las bajas de Memphis Depay y Thomas Lemar, aparte de Samuel Lino.
En el Borussia Dortmund, ganador entre sus altibajos propios de esta temporada frente al Borussia Mönchengladbach por 1-2 el pasado sábado, con la impresión de que iba a pasar por encima del contrario, pero en la segunda parte replegado en su área para mantener la mínima diferencia, se espera la titularidad de Julian Brandt, a diferencia del duelo de ida.
Sin el lateral Ramy Bensebaini ni el delantero Sebastien Haller, autor del único gol en Madrid, ambos lesionados, Niklas Füllkrug apunta al once como referencia rematadora. Otra alternativa sería Youssufa Moukoko. El Dortmund necesita al menos un gol, sino más, para forzar al menos la prórroga al calor de su público en el Signal Iduna Park.
Al Atlético le basta con el empate. Y le sobra con la victoria. Su aspecto, vista la ida, con las reservas que implica la vuelta, es de favorito. La ventaja es mínima, cuando el encuentro de ida pasó del posible 3-0 al contratiempo inapropiado del 2-1 de Sebastian Haller en el minuto 82, incluso con la última ocasión de Julian Brandt al travesaño.
Ese golpe expone al Atlético, sostenido por ahora en el filo que supone tal renta, con todo lo que eso lo alerta cuando juega fuera de su casa, porque el equipo incontestable en su terreno (36 victorias en 40 partidos, con dos derrotas y dos empates) no sólo es imprevisible, sino también tremendamente vulnerable, cuando sale lejos de su territorio
Sólo ha ganado uno de sus últimos siete partidos de competición oficial como visitante, aunque fue el más reciente, el 1-2 contra el Villarreal; ha sufrido nueve derrotas en sus últimos 15 partidos a domicilio; sólo ha dejado a cero su portería en uno de sus 16 desplazamientos más cercanos; no ha marcado ningún gol en cuatro de sus últimas seis salidas; ha caído en 10 de sus 22 visitas esta temporada; ha perdido en cinco de sus ocho últimas salidas en la Champions...
Pero tampoco el Borussia Dortmund es una garantía en su campo: de sus 19 partidos en casa en este curso, ganó once, con cuatro empates y cuatro derrotas que serían válidas ahora para el Atlético; sólo ha vencido cuatro de sus últimos nueve choques como local o seis de los últimos catorce entre todas las competiciones y, en concreto en la Champions, obtuvo la victoria en cinco de los nueve duelos más recientes ante su afición.
Comentarios
tracking