Fundado en 1910

28 de febrero de 2024

La ministra socialista Nadia Calviño

La ministra socialista Nadia Calviño

La UE le compra la candidatura a Sánchez y elige a Calviño para presidir el BEI

En una jornada decisiva para el Banco Europeo de Inversiones (BEI), los países de la Unión Europea han elegido a la vicepresidenta y ministra de Asuntos Económicos española, Nadia Calviño, para ocupar la presidencia de esta institución a partir del 1 de enero de 2024.
Calviño sucederá al alemán Werner Hoyer, marcando un hito en la historia del banco.
«Hemos llegado a un consenso sobre la candidatura de Nadia Calviño como próxima presidenta del BEI», anunció el ministro de Finanzas belga, Peter Van Peteghem.
Calviño, por su parte, celebró así la decisión: «El apoyo de los ministros de Finanzas a nuestra candidatura es una muy buena noticia. Es la primera vez que España va a liderar el Banco Europeo de Inversiones, una institución fundamental para la economía europea.»
«Este nombramiento confirma el aprecio, respeto y liderazgo de España en el ámbito europeo e internacional que hemos logrado con el duro e intenso trabajo de estos últimos años», añadió.
El anuncio de su elección llega tras una intensa jornada de deliberaciones entre los ministros de Economía y Finanzas de la UE. Calviño, quien fue propuesta como candidata de consenso por Bélgica, destacó como favorita frente a otros aspirantes, incluida la ex vicepresidenta de la Comisión Europea, Margrethe Vestager. La clave de su elección fue el apoyo a regañadientes de Francia, que se mantuvo incierto hasta el último momento.
Francia, uno de los principales accionistas del BEI con un 18 % del accionariado, al igual que Alemania e Italia, optó por no oponerse a la candidatura de Calviño. Alemania ya había anunciado su inclinación por la candidata española, mientras que Italia, en caso de no lograr el apoyo para su propio candidato Daniele Franco, mostraba preferencia por Vestager.
El respaldo de Calviño no solo viene de los grandes accionistas, sino también de países como Portugal y España, este último siendo el cuarto mayor accionista del BEI con un 11 % del capital. Sin embargo, el proceso de selección del BEI exige que el candidato seleccionado reúna el 68 % del capital social y el apoyo de al menos 18 Estados miembros, una mayoría que supera el 50 %.
Además de Calviño, Vestager, y el candidato italiano, la lista de aspirantes incluía a Teresa Czerwinska, actual vicepresidenta del BEI, y a Thomas Ostros, exministro sueco de Asuntos Financieros, de Educación y de Comercio. Polonia y Suecia, respectivamente, han mostrado su apoyo a sus candidatos nacionales.
Como presidenta del BEI, Calviño tendrá que liderar la dirección estratégica de la institución, alineando sus políticas y prioridades de inversión con los objetivos de la Unión Europea, como el desarrollo sostenible y la innovación.
Su rol incluirá supervisar las operaciones diarias, asegurando que los proyectos financiados cumplan con los estándares del BEI, y representar al banco en negociaciones y eventos internacionales.
Comentarios
tracking