01 de octubre de 2022

Una pizarra o uno cuadernos con portadas llamativas con colores les animarán a utilizarlos

Una pizarra o uno cuadernos con portadas llamativas con colores les animarán a utilizarlosPexels

Cómo animar a los niños a aprender a escribir sin que parezca una obligación

Rosario Lamela, creadora del método de cuadro-vía Lamela para enseñar a los niños a escribir correctamente, habla con El Debate sobre los cambios que ha experimentado la enseñanza ante la tecnología

Aunque las tabletas se han impuesto en las aulas como un imprescindible más en la educación, hay momentos del aprendizaje en los que el papel y el lápiz son esenciales.
Rosario Lamela, fundadora de Cuadernos Lamela e impulsora del método cuadro-vía Lamela, nos descubre los secretos de la enseñanza de la lecto-escritura, de los ejercicios que harán que los niños tengan una mayor precisión es sus manos y cómo pueden los padres motivarles a escribir sin que parezca una obligación.
Cada vez se usan más dispositivos tecnológicos en los colegios como tabletas y ordenadores. ¿Cómo ha cambiado la enseñanza de la lectoescritura por ello?
–Las nuevas tecnologías han llegado para quedarse y sobre todo para ayudar en la enseñanza en los niveles más altos, pero también en los que corresponden a educación infantil y primaria.
Su aportación a la escritura es destacada pero no imprescindible y en cuanto a la lectura quizás sí sea más determinante por el uso de las aplicaciones que facilitan el aprendizaje de las letras. Digo que no es tan destacada porque en ese caso intervienen muchos factores que no nos pueden dar el uso de los dispositivos electrónicos. Uno de ellos es la motricidad fina, el fortalecimiento de los músculos de las manos que nos darán precisión para que los dedos ejerzan presión a la hora de escribir. También la lateralidad o el ritmo.
El ejercicio de trazos, líneas variadas en el segundo ciclo de Educación Infantil ya forman parte del perfeccionamiento que seguirá en adelante y para lo que es imprescindible el uso del lápiz y el papel.
Con la escritura se potencian varias cosas como la concentración o la memoria debido a una actividad neuronal mas intensa. Se coordina el tándem ojo-mano y se adquiere un mejor conocimiento de la ortografía.
–¿Por qué es importante una base de ejercicios gráficos antes de comenzar el aprendizaje de la escritura?
–Al principio el sentido del espacio del niño es distinto y necesita de mucha amplitud para desarrollar esa motricidad fina y ese control sobre sus manos y dedos, la realización de garabatos, trazos, dibujos... Ayuda a crear una percepción más clara de dónde ubicarse, de establecer los límites del lienzo en blanco que se presenta.
La grafomotricidad es fundamental para potenciar el desarrollo psicomotor del niño completando su preparación para la escritura.
Este aprendizaje no se compone solo de realización de trazos o garabatos, sino también del uso de materiales táctiles como ceras gruesas, pinceles, etc. Para terminar con el uso del lápiz.

Pinturas llamativas les motivarán a escribir aunque a veces les de por decorar paredesRosario Lamela

–¿Cómo pueden los padres ayudar a este proceso desde casa? Aprovechando el verano, ¿quizás encomendando a sus hijos que realicen cuadernillos de escritura?
–Dependerá de la edad del niño y sus conocimientos, pero suponiendo que aún no sepa escribir nada, lo ideal es dejar a su alcance las herramientas para que motu proprio las utilice. Cuadernos con portadas llamativas, pizarras normales o de rollo de papel; marcadores, pinturas de color llamativo les motivaran a usarlos, aunque a veces no sea el sitio adecuado y les de por decorar paredes o suelos.
El caso es que no lo vean como una obligación e incluso pueden jugar con ellos a juegos de adivinanzas sobre palabras o dibujos que realicen los papas y mamas e invitando al niño a que también dibuje y explique que es lo que ha dibujado.
Si el conocimiento es mayor puede ejercitarse con cuadernillos de escritura acordes a su edad o simplemente animarle a que escriba cartas a sus amigos o redacciones sobre sus vacaciones y viajes realizados, un diario también puede ser divertido.

Hay alumnos que a los 4 años ya desean y piden leer y otros que lo hacen con 5 o 6 añosRosario Lamela

–¿Qué importancia juega la etapa de la preescritura en la futura comprensión lectora y desarrollo de las habilidades de escritura de los niños?
La etapa de la preescritura es fundamental para la escritura, aunque no tanto para la compresión lectora. A pesar de que ambas cosas deben ir unidas, es cierto que la comprensión lectora se da antes que la escritura.
La preescritura es imprescindible para que obtengamos una escritura adecuada gracias a los ejercicios que se realizan, tanto gráficos como físicos. Harán que nuestro trabajo sea el adecuado para obtener buenos resultados con la escritura posterior.
Hemos de tener en cuenta que cada niño lleva su propio ritmo y por ello no se debe forzar para que adquiera habilidades o conocimientos para los que no esté preparado. Cada uno es diferente y así se ha de tratar, hay alumnos que a los 4 años ya desean y piden leer y otros que lo hacen con 5 o 6 años. La paciencia y la dedicación nos enseñarán que madurez tiene en ese momento cada niño para poder aplicar nuestros recursos y facilitarle el aprendizaje tanto de la lectura como de la escritura.
Comentarios
tracking