16 de agosto de 2022

El primer ministro británico, Boris Johnson, y la primera ministra escocesa, Nicola Sturgeon

El primer ministro británico, Boris Johnson, y la primera ministra escocesa, Nicola SturgeonTwitter / @FacundoSavala

El «último acto de Johnson como primer ministro»: vetar el referéndum escocés de 2023

El órdago de Boris Johnson justo antes de la dimisión fue mandar una carta a Nicola Sturgeon para vetar la independencia escocesa

Mientras que Boris Johnson, primer ministro británico, se enfrentaba a uno de los días más difíciles de su vida, se aferró a la unidad británica para intentar salvar el pellejo. Mandó una carta a la primera ministra escocesa, Nicola Sturgeon, en la que dejaba claro que «ahora no es el momento» de que Escocia vuelva a cuestionar su independencia.
La opinión pública sobre Johnson nunca fue tan baja. Sus excesos, como las fiestas en Downing Street durante la pandemia, le granjearon críticas del público inglés, y muchos de sus fieles le dieron la espalda, tanto fuera como dentro de su Gobierno. Prohibirle a Escocia el referéndum de 2023 es su as bajo la manga, pero llega tarde, y mal, a horas de su dimisión.
Como la propia Sturgeon señaló a través de su cuenta de Twitter, la opinión de Johnson, que acaba de anunciar que dimitirá, pronto dejará de significar nada: «acabo de recibir esto de Boris Johnson. ¿Será uno de sus últimos actos como primer ministro?», publicó la escocesa.
El tuit iba acompañado de una carta, firmada por Boris Johnson, que en su propia caligrafía añadió «querida Nicola» al principio de ella.
«Nuestro país se enfrenta a desafíos sin precedente, tanto interna como externamente. No puedo estar de acuerdo con que ahora sea el momento de volver a hacernos la misma pregunta que en 2014», firmó el premier, refiriéndose a al primer referéndum por el que Escocia votó.
«Para que quede claro: Escocia tendrá la oportunidad de votar por su independencia, espero que en un referéndum en 2023, pero si no, a través de unas elecciones generales. La democracia escocesa no será prisionera de este primer ministro, ni de cualquier otro», respondió Nicola Sturgeon.
La semana pasada, la primera ministra escocesa tuvo como prioridad presentarse ante la Reina Isabel II, para anunciarle el referéndum programado para el 19 de octubre de 2023. A pesar de su afán por desvincularse de Gran Bretaña, Nicola Sturgeon efectuó una promesa de peso: si Escocia se vuelve independiente, Isabel II seguirá reinando sobre el territorio como líder de Estado.
El nuevo referéndum propuesto por Nicola Sturgeon tendrá lugar el 19 de octubre de 2023. Mediante el voto, los escoceses responderán a la misma pregunta que en 2014: «¿Debería Escocia ser un país independiente?». Hace ocho años, ganó el «no», con una mayoría del 55.3%.
Comentarios
tracking