26 de septiembre de 2022

Cristina Fernández de Kirchner, vicepresidenta de Argentina, compareció en el juicio por corrupción en sus contra

Cristina Fernández de Kirchner, vicepresidenta de Argentina, compareció en el juicio por corrupción en sus contraAFP

Hispanoamérica

Cristina Kirchner señala al proceso judicial en su contra como el detonante del atentado fallido

La vicepresidente de Argentina enfrenta un juicio por los delitos de asociación ilícita y fraude agravado por los que la Fiscalía pidió una pena de 12 años de cárcel

De acusada a acusadora. Este sería el resumen del alegato de hora y media que Cristina Fernández de Kirchner expuso ante el tribunal que conoce la causa por corrupción en su contra.
Kirchner, vicepresidenta de Argentina sostuvo que la acusación de corrupción en su contra creó el clima para el atentado que sufrió el 1 de septiembre pasado. «Desde el ámbito de lo judicial se da licencia social para que cualquiera pueda pensar y hacer cualquier cosa», enfatizó la líder izquierdista, al cuestionar también a la oposición política y a la prensa.
La mujer que fue presidenta entre 2007 y 2015 y figura política de peso en el peronismo está acusada de asociación ilícita y administración fraudulenta agravada, delitos por los que la Fiscalía pidió una pena de doce años de cárcel y su inhabilitación política perpetua.

Debido a sus fueros parlamentarios, Kirchner no puede ser detenida ni inhabilitada mientras no haya una sentencia firme en su contra de la Corte Suprema de Justicia

«Eso es crear un clima», se lamentó Kirchner. «Me siento muy en estado de indefensión, muy intranquila», añadió en su intervención ante el tribunal que la escuchó en los alegatos finales de defensa, la última etapa antes de que los jueces emitan un veredicto.

«Mentiras y difamaciones» en su contra

Por videoconferencia desde su despacho del Senado, Fernández declaró en su propia defensa en la etapa de alegatos del juicio que enfrenta por la presunta adjudicación irregular de obras públicas durante su mandato como presidenta (2007-2015).
En sus comentarios, la líder del peronismo kirchnerista, que desde hace varios años sostiene que es víctima de una persecución política y judicial ideada por el Gobierno de Mauricio Macri (2015-2019), felicitó a sus abogados, que a lo largo de esta semana pronunciaron sus alegatos y demostraron esas «mentiras, calumnias y difamaciones».
«Para traerme de los pelos a mí a este juicio trajeron de los pelos a la Constitución, al Código Penal, al Código Civil, a la ley de procedimiento administrativo, a la jurisprudencia, a la lógica, a todo. Realmente es un disparate. Esto no ayuda, esto complica a un país, lo torna poco serio, casi al borde del ridículo», aseguró Kirchner.

No son autores intelectuales

«Hasta el 1 de septiembre pensaba que esto (el juicio por presunta corrupción) era para estigmatizarme a mí y al peronismo, para proscribirme. Pero a partir del 1 de septiembre me di cuenta de que puede haber otra cosa más», dijo Kirchner, al evocar el atentado del que salió ilesa cuando un hombre gatilló muy cerca de su cara una pistola que no se disparó.
«Lo tengo clarísimo, nadie puede pensar que esa banda planificó, ideó, la autoría intelectual de lo que hicieron», aseveró la vicepresidenta, que acusó al Poder Judicial del estado de «indefensión» en el que aseguró se siente.
Comentarios
tracking