Fundado en 1910

17 de julio de 2024

El cardiólogo Manuel Martínez Sellés fue nombrado presidente del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid en septiembre de 2020

El presidente del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid, Manuel Martínez SellésPaula Argüelles

El Gobierno controlará el código deontológico de los médicos: «Está atacando la esencia de la profesión»

Estos códigos, que llevan años acompañando a los profesionales médicos, lo único que hacen es dictaminar la forma adecuada de ejercer la profesión

El código deontológico de todos los Colegios Profesionales de España estará controlado por el Gobierno. Desde el 1 de mayo, según determina el Boletín Oficial del Estado, mediante el Real Decreto 435/2024, de 30 de abril, por el que se modifica el Real Decreto 472/2021, de 29 de junio, Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia será la encargada de revisar y dar el visto bueno a todos los documentos. Acción que permitirá censurar las normas éticas.

Así, este Real Decreto, firmado por Félix Bolaños, ministro de la Presidencia, Justicia y Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, dicta que esta rectificación tiene como objetivo establecer «un marco común» para llevar a cabo las evaluaciones de proporcionalidad antes de introducir «nuevas disposiciones legales, reglamentarias o administrativas» que restrinjan el acceso a las profesiones reguladas o su ejercicio. Cambio que no ha sentado bien a los propios trabajadores.

Manuel Martínez Sellés, presidente del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid, comenta a El Debate que desde el Ministerio de Economía, en concreto a través de Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia a partir de ahora, cuando cualquier colegio profesional de ámbito nacional haga o modifique sus códigos deontológicos, este comité evaluará «todas las propuestas antes de aprobarlas» y decidirá si son adecuadas o no.

Estos códigos, que llevan años acompañando a los profesionales médicos, lo único que hacen es dictaminar la forma adecuada de ejercer la profesión. Por lo que la intrusión del Ejecutivo en ellos, es «una forma muy clara» de que van a controlar «qué es lo que disponen», denuncia el doctor. El código deontológico es de obligado cumplimiento y junta una serie de normas para todos los profesionales.

«Esto es muy grave para nosotros y para todas las profesiones», asevera. Y apunta que esto «en el caso de los médicos es particularmente grave» porque están atacando «la esencia de la profesión».

Al hilo, el presidente del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid asegura que los médicos tienen la suerte de que la última versión, que es el diciembre del 2022, se presentó en 2023, por lo que es «bastante reciente». Sin embargo, afirma, con todos los cambios que hay a nivel tecnológico, y más en este momento de boom de avances técnicos, inteligencia artificial, big data, «los, códigos hay que ir actualizándolos».

Asimismo, recuerda que hasta este momento se hacía solo desde la Comisión Deontológica Central, pero a partir de ahora han puesto «este control» que para muchos no tiene ningún sentido. Así, comenta estar «preocupado» porque no quieren que esto sea «la Constitución de los Colegios de Médicos».

Además, concluye el profesional, creen que es algo que va «en contra del ámbito jurídico», por lo que asegura que es necesario emprender «acciones legales» para evitar este control que desgraciadamente acabaría «con la independencia de los colegios profesionales».

Temas

Comentarios
tracking