Fundado en 1910

28 de febrero de 2024

Imagen del reality de El Juego del calamar, basado en la serie

Imagen del reality de El juego del calamar, basado en la serieNetflix

Netflix confunde Murcia con Río de Janeiro en 'El juego del calamar'

La plataforma admite su error, que se ha hecho viral

Uno de los estrenos más esperados en Netflix durante este mes era el reality basado en la exitosa serie surcoreana El juego del calamar. Bajo el nombre de El desafío, la plataforma de streaming puso a disposición de sus clientes el pasado miércoles 22 de noviembre los primeros cinco capítulos del concurso, que recrea con personas reales las pruebas que se pudieron ver en la ficción. Eso sí, lógicamente, sin víctimas mortales durante el transcurso del programa.
Grabado en Cardington Studios, una antigua base de la Fuerza Aérea Real en Bedford, Reino Unido, y a la espera de que se emita la segunda temporada de la serie original creada por Hwang Dong-hyuk -prevista para el año que viene-, el concurso en emisión muestra a 456 participantes que luchan por conseguir el sustancioso premio final: 4,56 millones de dólares. No será hasta el 6 de diciembre cuando se revele quién ha sido el ganador.
Sin embargo, lo que más llamaba la atención en nuestro país tras el estreno del programa era la propia introducción, donde aparecen imágenes aéreas de ciudades como Nueva York, Sidney, Chicago o Londres. Lo curioso llega cuando se ve entre ellas una toma de Murcia, y es que la compañía estadounidense confundió el Cristo Redentor o Cristo del Corcovado de Río de Janeiro, en Brasil -y cuya imagen era la que realmente quería integrar- con el Cristo de Monteagudo, en Murcia, cuyas figuras tienen los brazos en la misma postura.
Tras las críticas recibidas, la plataforma rápidamente asumió el error y poco después publicaba un tuit jugando con la divertida confusión. De esta manera, Netflix compartía una imagen del protagonista de El juego del calamar, interpretado por Lee Jung-jae, abriendo una de las famosas latas del juego de la galleta. Sin embargo, debajo se veía que, en vez de encontrarse dentro el dulce, había en su lugar unas marineras, que son una de las tapas más famosas de Murcia.
Compuesta por un colín de pan en forma de rosquilla, ensaladilla rusa y una anchoa, esta tapa era la elegida para responder con humor a la equivocación en la introducción de El juego del calamar: El desafío.
Aunque esta no es la única polémica con la que se ha encontrado la plataforma respecto a este formato, y es que mientras algunos de los participantes se plantean preparar una demanda colectiva por las condiciones en las que se grabó el programa, donde refieren varios casos de hipotermia, muchos de los seguidores se mostraban disgustados pensando que se trataba de la segunda temporada de una de las series más vistas en la historia de Netflix y no una recreación con participantes reales.
Pese a todo, el espacio está consiguiendo un gran número de visionados durante su primera semana en la plataforma, donde ya están disponibles nueve de los 10 capítulos. El último se estrenará el miércoles 6 de diciembre.

Temas

Comentarios
tracking