Fundado en 1910

27 de mayo de 2024

Infantino posa con la camiseta de la selección marroquí

Infantino posa con la camiseta de la selección marroquíRedes sociales

El viaje de Infantino, presidente de la FIFA, a Marruecos que preocupa a la Federación Española

Mientras la Federación Española sigue en llamas, con la Comisión Electoral llevándole la contraria al TAD, el CSD reuniendo a su comisión directiva para estudiar una suspensión a Pedro Rocha, y el extremeño, pese a su condición de imputado, acercándose a ser el próximo presidente, la FIFA sigue estudiando cómo proceder con esta situación y qué va a ocurrir con el Mundial 2030, aquel que se disputará en España, Portugal y Marruecos.
La Federación Marroquí está aprovechando el vacío de poder de la Federación Española para ganar consideración y reputación dentro de la FIFA, el máximo organismo del fútbol mundial. El objetivo del país africano es claro y conciso: quieren que la final del Mundial 2030, el partido más importante del mundo del fútbol, en su territorio. El Gobierno marroquí ha movilizado un presupuesto total de 14.500 millones de dirhams (unos 1.300 millones de euros) para reformar seis estadios del país magrebí y construir una nueva instalación en la región de Casablanca para acoger la Copa de África 2025 y el Mundial 2030.
El estadio de El Mansouria es un sueño de Mohamed VI que debe comenzar a construirse en 2025 y que deberá estar terminado en 2028, solo dos años antes de la final. Quiere que tenga una capacidad para 115.000 espectadores, una cifra que superará ostensiblemente al Bernabéu y al Camp Nou. Macron apoya este estadio como sede de la final.
Mientras ocurre todo esto y se mueven los hilos en la sombra, Gianni Infantino, presidente de la FIFA, se desplazó el pasado fin de semana a Rabat con motivo de la disputa de la final de la Copa Africana de Naciones de fútbol sala. «Me siento como en casa en un país que vive por y para el fútbol», declaró Infantino, quien presenció la final en compañía de Patrice Motsepe, presidente de la CAF y vicepresidente de la FIFA, y Fouzi Lekjaa, presidente de la Federación Marroquí de Fútbol (FRMF) y miembro del Consejo de la FIFA.
«Este país apasionado por el fútbol está siendo un anfitrión increíble de distintos torneos, incluido este, y ya estoy muy ilusionado ante lo que nos deparará el de 2030» explicó el presidente de la FIFA, en unas declaraciones que preocupan y mucho a la Federación Española. Posteriormente, en un partido amistoso que se organizó entre los altos mandatarios, Infantino incluso se animó a dar unos toques y se enfundó la camiseta marroquí.
Las banderas de los seis países en los que se jugarán partidos del Mundial 2030

Las banderas de los seis países en los que se jugarán partidos del Mundial 2030FIFA

La FIFA, que siempre tiene la última palabra en cuestiones organizativas de sus torneos, tenía muy claro que España debía ser el eje del Mundial 2030 y con el Bernabéu como escenario final. Sin embargo, las actuales circunstancias han debilitado la posición española. La semana pasada hubo reuniones entre todas las parte y el mensaje de la Federación Española fue de una disculpa constante por lo que está ocurriendo. Mientras, Marruecos y Portugal sí pusieron sobre la mesa ideas, certezas y avances.
La incertidumbre en la que está sumido el fútbol español, a la espera de que el Consejo Superior de Deportes decida sobre la inhabilitación de Rocha, está debilitando la posición internacional del país. Marruecos sabe que es ahora el momento en que tiene que actuar para ganar terreno y adelantarse en la carrera por la final. Cuando Rocha fue a los juzgados en el marco de la Operación Brody, entrando en los mismos como testigo y saliendo como imputado, le declaró a la jueza que estaban haciendo mucho daño a la Federación porque «hay mucho en juego ahora mismo». Efectivamente, así es.

Temas

Comentarios
tracking