Fundado en 1910

20 de julio de 2024

José María Rotellar

El preocupante incremento de los costes laborales

No se trata de gastar por gastar, sino de mejorar el entorno económico y laboral que permita que la economía mejore de manera eficiente

Actualizada 04:30

La economía española cuenta con un gran problema estructural en su seno: una ausencia importante de productividad total de los factores y, a partir de ésta, de competitividad, ya que somos menos eficientes, los costes son más elevados y logramos un menor valor de producción en relación al coste de los factores empleados. Lo mismo sucede si hablamos de la productividad del factor trabajo, donde el producto por hora de trabajo no es tan elevado como en la mayoría del resto de países.

Eso provoca que nuestra economía sea más sensible a las variaciones del ciclo económico, de manera que lidere la creación de empleo en los momentos de crecimiento y sea la economía que más empleos destruye en los momentos de caída económica. ¿Cuáles son los motivos? Una elevada dualidad en el mercado de trabajo –que sigue existiendo por mucho que trate de disfrazarse normativamente de forma artificial–, una creciente inseguridad jurídica, las rigideces en el mercado laboral o los desincentivos para lograr una mejor organización en el trabajo son algunos de ellos.

Si la economía española quiere lograr un aumento importante de su crecimiento potencial, debe lograr incrementar de manera sostenible su productividad. Hubo un primer avance entre 2012 y 2016, ajeno a las ganancias de productividad por mera destrucción de empleo, ya que en ese período sí que hubo un incremento estructural de productividad, pero luego volvió a perderse.

Los datos de la contabilidad nacional trimestral del IVTR-2023 ya mostraron un grave problema de productividad y de costes, donde la primera caía y los segundos subían, que muestra claramente el problema acentuado de la competitividad de la economía española. Y menos competitividad es menos actividad y menos empleo, es decir, es más empobrecimiento.

Evolución de la productividad y del coste laboral.

Y, desgraciadamente, no se produce mejoría en ello, porque los datos publicados por el INE sobre la evolución trimestral de los costes laborales deja un panorama poco halagüeño, tal y como podemos observar:

Coste laboral

En España, se sitúa en 3.145,99 euros por trabajador y mes en el cuarto trimestre, con un incremento del 5,0 % respecto al mismo periodo de 2022. Esto supone una merma de competitividad para las empresas, a las que dicha subida aumenta su asfixia.

  • Atendiendo al crecimiento anual del coste, Baleares (9,5 %), Aragón (7,8 %) y Comunidad de Madrid (5,6 %) presentan las tasas más elevadas. Por el contrario, Extremadura (0,9 %), País Vasco (2,2 %) y Murcia (3,5 %) registran los menores aumentos.
  • El coste laboral por hora efectiva en España se sitúa en 24,98 €, presentando una variación anual del 6,1.

En comparación con el año anterior, en el cuarto trimestre de 2022 los costes laborales crecían un 4,2 % en España, de manera que se acelera su crecimiento.

Coste salarial

En España el coste salarial se incrementa un 4,0 % y alcanza los 2.359,38 €. Si lo analizamos por hora efectiva, es de 18,74 € en el cuarto trimestre de 2023, un 5,1 % superior al del año anterior, que se acelera comparado con el mismo período, el IVTR-2022, cuando crecía un 4,7 %.

Por eso, en estos momentos se hace más esencial que nunca incrementar la productividad y la competitividad de la economía española que nos permita abordar la adecuación del sistema económico español a las nuevas circunstancias, fortaleciendo los ya existentes, como el turismo, el comercio o la hostelería, y reforzando sectores tecnológicos e innovadores, al tiempo que se extienda la eficiencia y, por tanto, la productividad y competitividad al conjunto del tejido productivo.

Esa productividad no se consigue con un incremento del gasto público sin medida, sin objetivo y sin resultados. No se trata de gastar por gastar, sino de mejorar el entorno económico y laboral que permita que la economía mejore de manera eficiente.

  • José María Rotellar es profesor y director del Observatorio Económico de la Universidad Francisco de Vitoria
Comentarios
tracking