07 de diciembre de 2022

Ilustración propiedad vivienda en primera línea

Lu Tolstova

Vivienda

El mercado inmobiliario en 2023: ¿es un buen momento para comprar una vivienda?

El euríbor podría cerrar 2022 por encima del 3 %. El índice seguirá disparado el año que viene, según los expertos. Los precios caerán, pero tardarán en hacerlo

La economía española se prepara para un 2023 complicado. La lucha contra la inflación exige una caída de la demanda que acercará la recesión a los hogares, que cada mes necesitan mayor esfuerzo para pagar sus hipotecas. El euríbor cerró septiembre por encima del 2,2 %, y apunta a tasas superiores al 3 % a final de año. Aquellos a los que les toque revisar una hipoteca variable media, tendrán que hacer frente a un encarecimiento de su cuota de 200 euros al mes, unos 2.400 euros al año.
El esfuerzo será mayor el año que viene. El Banco Central Europeo prepara una nueva subida de los tipos de interés en octubre. No será la última. La institución monetaria continuará elevando el valor del euro durante varios meses más. «Nuestra previsión inicial apuntaba a que las subidas de los tipos se iban a detener en marzo de 2023, pero la verdad es que las nuevas informaciones sobre mercado financiero británico nos hacen sospechar que ese equilibrio no llegará hasta a abril o principios de mayo», dice Elena Gutiérrez, cofundadora de Colibid.

La firma de hipotecas se desaceleró en julio

El impacto sobre las hipotecas será inmediato. De hecho, ya lo está siendo. El portavoz de idealista, Juan Villén, señala que las cifras de julio «muestran claramente la desaceleración del crecimiento previsto». Ese mes se firmaron 35.918 hipotecas, un 2,3 % más que en el mismo mes de 2021, pero casi diez puntos por debajo de la subida experimentada en junio.

¿Caerán los precios de la vivienda?

Es el efecto secundario de la crisis de la inflación. El alza de los precios, y las consecuencias de las medidas monetarias para rebajarlos, harán que los hogares pospongan sus planes para más adelante. Uno de esos proyectos será la compra de una vivienda. Esto afectará a los precios. «No creemos que se aprecie una rebaja de los precios hasta después del primer trimestre del año que viene, pero a partir de ahí, hay posibilidades de que se dé un momento dulce para comprar una vivienda en condiciones asequibles», pronostica Gutiérrez de Colibd.
Funcas coincide. La entidad cree que la dificultad del acceso a la vivienda frenará la demanda, pero esto tardará en trasladarse a los precios. «La realidad es que, si disminuye la demanda el precio debe caer. Sin embargo, el mercado inmobiliario español tarda en asumir los cambios. En cambio, en Estados Unidos los cambios se ven reflejado mucho más rápido», añade Jose Manuel Cartes, Ceo de Libeen.

Un año duro para los que tienen una hipoteca variable

La subida imparable del euríbor y el lento descenso de los precios, prometen un 2023 inaccesible, tanto para aquellos que quieran comprarse un inmueble, como para los que cuentan con una hipoteca variable. «Si se confirman las previsiones, las cuotas de las hipotecas variables también se encarecerán el próximo año», dicen desde HelpMyCash que recomiendan que aquellos que cuenten con un producto de estas características, deberían refinanciar el préstamo para minimizar la subida. «Por ejemplo, se puede cambiar el interés variable por uno fijo para pagar siempre la misma cuota o reducir el diferencial para que las mensualidades no se encarezcan tanto», dicen.

La burbuja de las hipotecas fijas

El terremoto que está experimentado el mercado inmobiliario ha disparado el interés de los compradores por las hipotecas a tipo fijo, aunque éstas podrían tener los días contados. El 24,6 % de las hipotecas sobre viviendas se constituyeron el pasado mes de julio a tipo variable, mientras que el 75,4 % se firmaron a tipo fijo, el porcentaje más alto de la serie histórica.
«Muchas familias prefieren cerrar una hipoteca a tipo fijo que enfrentarse a un posible encarecimiento de la cuota en un futuro. Sin embargo, parece que los de estos meses serán prácticamente los últimos créditos que se firmen a tipo fijo y se espera que haya un cambio en la tendencia», pronostica la directora de Estudios de Fotocasa, María Matos.

Temas

Comentarios
tracking